Pronto se podrán fabricar narices artificiales

  • La nariz es capaz de reconocer una gama infinita de olores.
  • Los animales tienen cerca de 1.000 genes de receptores olfativos.
  • El aparato tendría multitud de aplicaciones médicas e industriales.
Adrien Brody y su peculiar nariz.
Adrien Brody y su peculiar nariz.
20 Minutos

La narices artificiales parece que están a la vuelta de la esquina. Investigadores del Instituto de Tecnología de Massachusetts han conseguido producir en masa receptores olfativos en el laboratorio.

Esto, dicen, tendría numerosas aplicaciones médicas y tecnológicas, como la detección de bombas y drogas en aeropuertos. "El olfato es uno de los sentidos más primitivos y más complejos" dice el profesor Shuguang Zhang, principal autor del estudio. "Y continúa siendo

un enigma", agrega.

La principal barrera para estudiar el olfato, explica el investigador, es que hasta ahora no se ha logrado producir en el laboratorio suficientes receptores olfativos, las proteínas encargadas de detectar olores.

La nariz humana puede detectar más de 10.000 olores distintos y para ello requiere cerca de 400 genes funcionales, mucho más de los que se requieren para cualquier otra función del organismo.

Y gracias a esta variedad de receptores, el ser humano y los animales son capaces de discernir una gran variedad de aromas. Cada olor activa múltiples receptores del sistema olfativo y ese patrón de activación produce señales químicas que el cerebro puede reconocer como un aroma en particular. Los científicos planean desarrollar una nariz artificial, que sería un dispositivo capaz de

identificar una gama de olores. Este aparato -dice el profesor Zhang- "podría usarse en medicina para el diagnóstico temprano de ciertas enfermedades que producen olores distintivos, como la diabetes o los cánceres de pulmón, vejiga y piel".
Mostrar comentarios

Códigos Descuento