París lucha contra una plaga de chinches en casas y hoteles

  • Han logrado propagarse rápidamente, ya que son muy resistentes a los pesticidas habituales.
La chinche y la demanda. Una chinche de las camas (Cimex lectularius) como ésta ha causado una demanda en Manhattan. Una empleada de Fox News afirma que sufre de estrés postraumático tras sufrir las picaduras de estos insectos en el trabajo y lo ha denunciado a los tribunales.
Imagen de archivo de una chinche.
CDC/Piotr Naskrecki / Reuters

Este pasado martes, el gobierno francés lanzó una medida para eliminar la plaga de chinches que ha llegado a París, según Paris Match. La ciudadanía podrá solicitar un servicio antiplaga para combatir estos insectos a través de un teléfono de ayuda que se ha facilitado o una página web, según ha anunciado Julien Denormandie, ministro de ciudad y vivienda francés.

Las chinches habían desaparecido de la ciudad hace 70 años, pero ahora han regresado a colchones, muebles y moquetas, provocando picaduras. Son muy resistentes a los pesticidas habituales, por lo que no es sencillo acabar con ellas y han logrado propagarse rápidamente y afectar ya a 400.000 hoteles y viviendas. En comparación con el año pasado, el número de chinches ha aumentado un 30%.

Denormandie plantea también desarrollar nuevas leyes en este sentido, llevando el problema a la Asamblea Nacional. Benjamin Griveaux, candidato a la alcaldía de la capital francesa, ha propuesto crear un "servicio público municipal" para acabar con estos insectos. Griveaux confesó que su casa también se había visto afectada por las chinches. "Es una pesadilla", declaró a la sección francesa de 20 minutos. "Tenemos que hablar al respecto para que la gente no se avergüence de decirlo".

El partido de los Insumisos exige que el servicio antiplaga sea accesible para todos y que se prohíban productos químicos en estos tratamientos. Mathilde Panot, diputada de este grupo parlamentario, formó parte en el verano de 2019 de una campaña que consistía en ir puerta por puerta por Marsella para detener la plaga a través de una intervención pública. El gobierno, de momento, no quiere intervenir de manera legal en estos servicios, pero no descarta desarrollarlo en un futuro.

La plaga ha llegado durante la campaña de las elecciones municipales en Francia, afectando a una de las ciudades más relevantes de esta convocatoria. Griveaux ha prometido que si llega a ser alcalde, limpiará París en los primeros 100 días de su mandato.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento