Clem Burke, de Blondie: "Me gusta Billie Eilish, lo que hace es rompedor"

  • El batería repasa su carrera en el documental ‘My View’, que presentará en junio en Palma en el ciclo ‘ContrastMallorca’
Clem Burke, durante la entrevista.
Clem Burke, durante la entrevista.
JORGE PARÍS

Tocar la batería no es su trabajo, es su vida. Clem Burke, uno de los fundadores deBlondie, vivió el apogeo del punk-rock de los 70 en Nueva York y ha tocado con Eurythmics o Ramones. En junio presentará un documental sobre su carrera, My View, en el ciclo de cine y música ContrastMallorca.

Después de todo lo que ha vivido, ¿tiene las mismas ganas que al principio? Me gusta recordar cómo me sentí cuando empecé a tocar o cuando comenzamos a tener algo de éxito con Blondie. Lo utilizo como motivación. Pero también disfruto de la comunicación no verbal entre otros músicos: cuando trabajo con gente creativa y con talento, de la que me gusta estar cerca, todavía me divierto.

Contestó a un anuncio en el periódico The Village Voice en los 70 y entró en Blondie. ¿Tan fácil? Compartíamos muchas influencias. Debbie (Harry) y Chris (Stein) tenían una banda llamada The Stilettos, yo otra llamada Sweet Revenge y tocábamos en el mismo circuito. The Village Voice era un lugar en el que la gente se conocía, en el aspecto musical y en el amoroso o para buscar piso. Todas las semanas había que mirar allí. Una vez se publicó un anuncio de Springsteen buscando batería y yo respondí a otro de LaBelle. Cuando vi el de Blondie sabía que era de ellos y qué podía esperar. En realidad, no hubo prueba como tal, charlamos, les gustaron mis zapatos y una cosa llevó a la otra.

¿Cómo era estar en una banda con una mujer al frente? Debbie es una persona muy inspiradora, con mucho talento. Cuando yo empecé en esto tenía una imagen definida del tipo de gente con la que quería trabajar. Me inspiraba en David Bowie y los Stones y sabía que necesitaba estar en un grupo con alguien que tuviera esa magia, ese carisma. No sabía que sería una mujer. Y en esa época era todo muy diferente, era inusual formar parte de una banda con todo hombres y una mujer al frente. Blondie ha inspirado a muchos artistas por esa actitud que teníamos de hacer las cosas por nosotros mismos, tener la mente abierta... Obviamente, la imagen de Debbie abrió puertas.

¿Qué recuerda de aquellas noches interminables en el CBGB? Las actuaciones podían alargarse hasta la madrugada y eso era un poco duro cuando estaba estudiando o tenía que trabajar. Era como un taller en el que te podías equivocar delante de los demás. Fue interesante ver cómo los que acudían allí pasaron de ser un puñado de personas, sobre todo músicos que veían tocar a otros músicos, a ser más un público. Y cómo el sitio fue primero underground y luego famoso. Fue uno de los mejores momentos de la banda. Compartimos actuaciones con Ramones, Johnny Thunders, Talking Heads… todo tipo de grupos. Nos influíamos entre todos.

¿Prefiere eso o los grandes estadios? Cuanto más grande, mejor. Es muy emocionante tocar ante decenas de miles de personas, aunque también es cierto que cuando tocas en un sitio pequeño llegas a todo el mundo gracias a internet.

En el documental dice que el East Village de Nueva York es hoy una "disneylandia para milenials". Ha cambiado mucho, la ciudad entera lo ha hecho. Hay muchos bares y clubs a los que va la gente joven, pero no es algo basado en la música. Todavía hay clubs de música en directo, el Mercury Lounge, The Bowery Electric... pero tienen un público de más edad, del mismo modo que el rock and roll es hoy una expresión artística antigua, no es mainstream. Hay bastante gente yendo de aquí para allá en el barrio. El modo de vida es más fácil para algunos, pero también es mucho más caro. Es contradictorio.

El batería de Blondie, Clem Burke.
Burke ha tocado también con Iggy Pop, Dylan o Ramones.
JORGE PARÍS

¿Por qué Blondie se separó en 1982? Es una buena pregunta, aún no estoy seguro. Chris se puso enfermo, pero esa no fue la verdadera razón por la que todo se vino abajo, aunque supongo que al final tuvo que ver. A veces el éxito es difícil de manejar y había unos cuantos caracteres fuertes en la banda. Yo estaba muy triste, seguí adelante y empecé a tocar con Eurythmics. Quizá nos podríamos haber tomado un descanso, pero íbamos tan adelantados y llegamos tan lejos que cuando todo despegó, con lo de la MTV y todo lo demás, ya no teníamos la cabeza para lidiar con ello.

Supongo que ha leído las memorias de Debbie. No. Tuve una copia y la hojeé. Por lo que sé, el libro no tiene mucho que ver con el grupo, creo que es más o menos la historia de su vida. Puede que saque tiempo algún día, pero cuando conoces bien a alguien no es necesario leer su autobiografía. Por supuesto, miré si estaba mi nombre.

Ha tocado con The Romantics, Iggy... En el documental alguien dice que no se coge días libres. Me gusta estar ocupado, disfruto tocando. A veces siento como si estuviera en unas vacaciones permanentes; esto no es como levantarte e ir a una oficina o a la fábrica. Estoy muy contento con el documental y con el festival de Mallorca. De hecho, me voy esta noche a la isla para verla fuera de temporada.

Clem Burke, durante la entrevista.

clem burke

  • Nueva Jersey (EE UU), 1954. Músico / Batería
En 1975 se unió a Blondie. Ha tocado con Dylan, Iggy Pop, Eurythmics y otras bandas. Está en el Rock and Roll Hall of Fame. Tiene dos bandas paralelas: The Split Squad y The Empty Hearts. Investiga los beneficios de tocar la batería en Clem Burke Drumming Project.

¿Había estado antes en Mallorca? Una vez. Toqué con un grupo llamado The Plimsouls. Lo que intenta el festival de Mallorca es interesante, unir cultura y música. Va a ser una gran experiencia. En España también he tocado con Blondie, The Romantics, The Split Squad -una de mis bandas paralelas- y Nancy Sinatra. Creo que es un país al que todavía le interesa el rock en directo.

¿Qué se llevó de tocar con Ramones y llamarse Elvis Ramone? Eran gente disfuncional. Joey, el cantante, y Johnny no se hablaban porque había un triángulo amoroso con Linda, la esposa de Johnny. Los conocía desde la adolescencia tardía, nos movíamos por el East Village. Estoy orgulloso del tiempo que toqué con ellos, pero nunca les dije que fuera a ser a tiempo completo. Lo mejor que pudo pasar fue que Marky, su segundo batería, volviera con ellos después de recuperarse de algunos problemas. No querían ensayar, así que nunca lo hicimos. Fue una prueba de fuego. También estoy orgulloso de mi nombre Elvis Ramone, me gusta.

Es fan de los Beatles, ¿qué han significado para usted? La gente de mi generación suele hablar de cuando los Beatles salieron en la televisión de EE UU en febrero de 1964. Parecían de otro mundo, no éramos conscientes de lo que intentaban hacer. La manera en la que su música evolucionó fue un modelo para Blondie junto con David Bowie, nunca sabías qué esperar de ellos. Por eso hicimos cosas como Heart of glass o Rapture. No nos poníamos límites. Los Ramones eran buenísimos, aunque solo tocaban un tipo de música; eran una gran banda, de verdad, probablemente la segunda más influyente después de los Beatles, a los que la gente de mi edad ven como un pilar fundamental del mundo de la música.

"Los Beatles parecían de otro mundo, no éramos conscientes de lo que intentaban hacer. No sabías qué esperar de ellos"

Los cantantes, guitarristas e incluso los bajos suelen tener más fama y reconocimiento del público que los baterías, ¿qué opina de eso? Keith Moon y Ringo Star están entre mis grandes héroes de la batería, los dos tienen un carisma y un talento que destacan por sí solos en el contexto de una banda y eso me ha servido de motivación. Cuando eres batería, obviamente, tienes que ser capaz de trabajar con otras personas, encontrar a tu Debbie Harry o tu David Bowie para que algo tenga éxito. Los baterías son un enigma, viven en su propio mundo y cuantos más conocimientos musicales tengas, más te ayudará eso a interactuar con otros músicos. A veces son los compositores principales y no lideran el grupo, pero tienen su hueco. Soy afortunado por que se haya reconocido mi contribución a Blondie y las bandas con las que he tocado.

Clem Burke, batería del grupo Blondie.
Presentará su documental en el ciclo 'ContrastMallorca'.
JORGE PARÍS

Cuando toca tiene siempre sus notas a mano. ¿Cómo se prepara para las conciertos? Me gusta ensayar bien, si es posible, y escribir notas a mano. A veces una canción me recuerda a otra y si el material es nuevo pongo cosas como “suena como Such & Such” o “ritmo de Bo Diddley”. Algo que desencadene otra cosa. La mente y el cuerpo tienen que estar sincronizados y también es una cuestión de memoria muscular, así que si no has tocado la canción más de una vez no es algo tan automático como si lo hubieras hecho una docena. Me gusta estar preparado. A la hora de tocar, todos en el grupo empiezan y acaban al mismo tiempo, pero en medio todo puede pasar. Hoy en día todo está programado, con Blondie hacíamos una mezcla, usábamos tecnología pero al mismo tiempo tocábamos a la vieja usanza.

¿Con qué canción disfruta más en el escenario? Es interesante, porque en realidad todas son una misma canción. Lo pasé muy bien yendo de gira con Iggy y tocando canciones de su repertorio. Solo trato de vivir el momento y disfrutar con la música que sea en ese instante.

¿Un artista de menos de 30 o 40 años al que admire? ¿Jack White tiene menos de 40? Probablemente, no. Noel Gallagher tiene 50... ¿Cuántos crees que tiene Brandon Flowers? Me gustan mucho The Killers. Ah, bueno, Billie Eilish. Es genial, lo que hace es rompedor y distinto, aunque toma cosas de Lana del Rey, que también me gusta mucho. Y Gary Clark jr., un guitarrista de Austin, Texas. Acaba de ganar tres Grammy y es conmovedor.

¿De verdad se secaba el pelo en el horno cuando era joven? ¡Es verdad! Nunca tuve secador, mi pelo entonces era más largo. Hace unos años mi amigo Bob Geldof me preguntó si había leído la autobiografía de Rod Stewart y yo le dije que no. «Deberías». Tiene un capítulo entero en su libro sobre su pelo y adivina qué hacía en aquellos tiempos: metía la cabeza en el horno. Hace que el pelo suba. Usábamos cerveza y grasa de pizza antes de que hubiera productos; ahora hay de todo. Sí, lo hice...

Mostrar comentarios

Códigos Descuento