Caballero (PSdeG) elige Vigo para iniciar una ronda por las ciudades, de las que Feijóo es "enemigo político"

El líder del PSdeG-PSOE y candidato a la presidencia de la Xunta, Gonzalo Caballero, ha eligido Vigo para iniciar una ronda de contactos en las ciudades gallegas gobernadas por su partido, y ha puesto la ciudad olívica como "ejemplo de capacidad de gestión", con un gobierno -liderado por su tío, Abel Caballero- "referente de las políticas municipalistas".
El candidato del PSdeG a la presidencia de la Xunta, Gonzalo Caballero, junto al alcalde de Vigo, Abel Caballero, y la presidenta de la Diputación de Pontevedra, Carmela Silva.
El candidato del PSdeG a la presidencia de la Xunta, Gonzalo Caballero, junto al alcalde de Vigo, Abel Caballero, y la presidenta de la Diputación de Pontevedra, Carmela Silva.
PAULA JUSTO-EUROPA PRESS

Tan solo dos días después de que el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, presentase su candidatura oficialmente en Vigo, Gonzalo Caballero ha proclamado que esta ciudad es la primera de su ronda de contactos porque "es un ejemplo de cómo gobiernan los socialistas".

Tras mantener una reunión con el alcalde y con miembros de la agrupación socialista viguesa, como Abel Losada, David Regades, o Carmela Silva, entre otros, Gonzalo Caballero ha recalcado que Núñez Feijóo ha sido, durante sus años de mandato, "un enemigo político de las ciudades", porque ha "olvidado" la importancia de las urbes en el futuro de Galicia.

"No hay compromiso con Galicia si no hay compromiso con las ciudades", ha recalcado el líder de los socialistas gallegos, quien ha advertido de que, para el PP, "Galicia es mucho, pero va a menos con Feijóo" por sus recortes en sanidad, en educación o por la falta de políticas industriales.

ABANDONO DE VIGO POR PARTE DE FEIJÓO

Así, tras apuntar que Galicia necesita nuevas políticas de vertebración territorial e impulsar un crecimiento liderado por los espacios urbanos, ha puesto el ejemplo de Vigo, que para Feijóo ha estado "relegada a un cajón". "Vigo avanza con un proyecto liderado por el alcalde (...), mientras que la Xunta se ha dedicado a poner palos en la rueda", ha apostillado.

A ese respecto, ha criticado la presencia del candidato a la reelección, este sábado, en la ciudad olívica. "Vino a Vigo después de haber abandonado la ciudad durante 11 años, para utilizarla como trampolín electoral, después de haber incumplido sus compromisos", ha proclamado, al tiempo que ha recordado que ha tenido que ser el Gobierno de España el que abordarse la solución a la crisis del astillero Barreras.

Por todo ello, Gonzalo Caballero ha prometido al regidor de la ciudad, que, cuando sea presidente del gobierno gallego, tendrá en él a un "aliado" para "trabajar por el futuro de Vigo y de toda Galicia".

"CAMBIO IMPARABLE"

Preguntado acerca de las encuestas electorales, el candidato socialista a la presidencia de la Xunta, tras recordar que los sondeos "dan horquillas de hasta 10 diputados", ha subrayado que "la mejor encuesta fue la que se produjo el pasado noviembre", en las últimas generales, cuando más de la mitad de los gallegos, "optaron por fuerzas progresistas".

A ese respecto, Gonzalo Caballero ha advertido de que, si el próximo 5 de abril hay una "movilización masiva" y alta participación en las urnas, "el cambio político será imparable", porque "hay un clamor para retirar" al actual presidente gallego. "Por eso Feijóo quiere pasar de puntillas por esta campaña electoral, para no dar cuenta del destrozo que deja", ha sentenciado.

"DEMANDAS HISTÓRICAS" DE VIGO

Por su parte, el alcalde de la ciudad olívica ha explicado que, en el encuentro de hoy, ha entregado al "futuro presidente de la Xunta" una lista con las "demandas históricas" de Vigo, "exactamente la misma" que le remitió a Feijóo tras los comicios autonómicos de 2016, y a la que el líder del Ejecutivo "no le hizo ni caso".

El regidor también se ha referido al acto de presentación de candidatura de Feijóo en Vigo, y ha criticado que el aspirante a la reelección haya tenido el "descaro político" de hacerlo en una ciudad "a la que condenó al ostracismo".

Para Abel Caballero, hay una gran "ventaja" en que su sobrino sea candidato porque "es de Vigo" y "ya no hay que explicarle" las demandas de la ciudad. "Tengo la confianza de que va a ser presidente, y le transmití a lo que Vigo tiene derecho, con todo el cariño a otras ciudades, pero no pedimos nada a lo que Vigo no tenga derecho", ha proclamado.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento