Colas y malas caras en el centro de salud de Lo Pagán por falta de médicos

No hay suficientes médicos en la Región y los vecinos de Lo Pagán están ya muy hartos.
La llegada del verano les ha supuesto perder uno de los dos médicos que tienen durante todo el año porque lo han destinado a atender a los veraneantes que vienen a pasar julio y agosto.

Esta situación provoca que se pase «de una espera de unos dos o tres días de media para una consulta a más de una semana», según reconoce María Carmen Balsalobre, una de las afectadas por este trasvase de doctores para atender a los desplazados.

Además, revela que «el ambiente en este centro es muy malo».

«Todos llevan esperando mucho tiempo la consulta y te miran como si te fueras a colar», añade.

Otra de las cuestiones que irrita a los vecinos es que el único doctor que queda para todos los vecinos «cita a cuatro pacientes cada cuarto de hora y antes de entrar ya estás saliendo».

La situación para los veraneantes que pasan estos meses en Lo Pagán no es mucho mejor. Las colas para coger número se empiezan a formar en las puertas del centro varias horas antes de su apertura. Esta situación irrita a los enfermos y hace que la espera sea muy tensa. Ya ha habido más de un enfrentamiento y parece que no será el último si las cosas no cambian.

El problema: la falta de facultativos

«Dime dónde hay un médico y yo lo contrato». Con esta frase explica la situación el gerente de atención primaria de Cartagena, Manuel Ángel Moreno, del que depende el centro de Lo Pagán. Sanidad busca médicos marroquíes y cubanos, pero no son suficientes para cubrir toda la demanda.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento