Sánchez rebaja a Guaidó a "líder de la oposición" un año después de haberle reconocido como presidente encargado

Pedro Sánchez, en la primera sesión al control del Gobierno de la legislatura.
Pedro Sánchez, en la primera sesión al control del Gobierno de la legislatura.
EFE/ Ballesteros

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha rebajado este miércoles a Juan Guaidó al cargo de "líder de la oposición" de Venezuela después de haberle reconocido él mismo como "presidente encargado" hace tan solo un año, en línea con la postura de muchos países europeos.

Sánchez ha hecho esta alusión a Guaidó en la primera sesión de control al Gobierno de la legislatura en el Congreso en respuesta a una pregunta del presidente de Vox, Santiago Abascal, sobre si Ábalos se reunió con la vicepresidenta venezolana siguiendo "instrucciones expresas" de Sánchez.

El jefe del Ejecutivo ha insistido en que el titular de Transportes "hizo su deber" al evitar una crisis diplomática y ha defendido las relaciones de su Gobierno con Guaidó, el presidente encargado de Venezuela.

Para demostrarlo, ha recordado unas palabras del dirigente venezolano en las que aseguraba que tenía las "mejores relaciones con España" y que iban a "seguir insistiendo en trabajar con todos". "Está bastante clara la posición del líder de oposición en Venezuela", ha concluido Sánchez, quien ha acusado al presidente de Vox de "usar" Venezuela y España para hacer "ruido".

El PP exige una rectificación

La portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Cayetana Álvarez de Toledo, ha exigido este martes al jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, una "rectificación pública" tras llamar a Juan Guaidó "líder de la oposición" y no presidente encargado de Venezuela, "asumiendo el lenguaje del chavismo" y del expresidente José Luis Rodríguez Zapatero.

Además, ha acusado a Sánchez de "presionar" a otros líderes europeos para que, igual que hizo él, no recibieran a Juan Guaidó, y a empresarios españoles para que no asistieran a la conferencia que éste ofreció en el Foro de Davos, aunque en ambos casos "fracasó".

Álvarez de Toledo ha afeado a Sánchez que no defienda a Juan Guaidó "como merece su causa" y que no lo recibiera en su reciente visita a España, dándole "la espalda". Fue la ministra de Exteriores, Arancha González Laya la que se reunió con el presidente encargado de Venezuela. "Hoy Sánchez ha llamado a Guaidó líder de la oposición y ha dejado de reconocerle como presidente encargado de Venezuela", ha criticado, para lamentar que el Gobierno de coalición de PSOE y Unidas Podemos asuma el "lenguaje de Zapatero y del propio chavismo". 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento