Madrid capturará el 90% de las cotorras con batidas nocturnas y lanzarredes durante los próximos dos años

  • El Ayuntamiento de Madrid inicia el expediente de contratación para ejecutar el plan de control de las cotorras.
  • El proyecto comenzará en octubre y se alargará casi dos años con una inversión de 3 millones de euros. 
  • La empresa adjudicataria decidirá el método de sacrificio y si escoge no hacerlo tiene que acreditar que no volverán a Madrid.
Varias cotorras en un parque madrileño.
Varias cotorras en un parque madrileño.
Jorge París

El Ayuntamiento de Madrid ya ha iniciado los trámites para acabar con una de las especies más amenazadoras de nuestro ecosistema. El área de Medio Ambiente, dirigido por Borja Carabante, publicó hace unos días el expediente previo de contratación para reducir en un 90% la población de cotorras en la capital que ya asciende a 12.975 ejemplares.

A partir del mes de octubre –y durante los próximos 23 meses– comenzará la captura y el posterior sacrificio de casi 11.700 cotorras, dejando así en libertad a unas 1.300 [el 10% de la población que anida en toda la ciudad], según informa el área de Carabante a 20minutos. "El objeto del contrato consiste en reducir la población en libertad de las dos especies de estas aves exóticas invasoras, la cotorra argentina y la cotorra de Kramer en la ciudad, mediante labores de captura de cotorras, el control de sus puestas, así como otras acciones como el apeo de nidos y retirada de restos, control biológico y veterinario o gestión de individuos capturados, con el fin de disminuir la población de dichos Psitacidos", apuntan el área de Medio Ambiente que invertirá tres millones de euros en dicho proyecto.

En el censo realizado en 2019 en el municipio de Madrid se localizan 4.408 nidos y su población se estima entre 11.154 y 12.975 ejemplares, lo que supondría casi un 50 % de la población nacional según la cifra obtenida a escala estatal, informa el Consistorio madrileño.
En el censo realizado en 2019 en el municipio de Madrid se localizan 4.408 nidos y su población se estima entre 11.154 y 12.975 ejemplares, lo que supondría casi un 50 % de la población nacional según la cifra obtenida a escala estatal, informa el Consistorio madrileño.

El borrador de dicho contrato señala los métodos de captura que deberá seguir la empresa adjudicataria, pero deja a su elección el método de sacrificio. De este modo se seguirán siete métodos de captura: redes abatibles, cañones lanza redes, captura con jaulas, retirada de pollos, manipulación de puestas de huevos, retirada de nidos y a los adultos se les capturá en sus nidos durante la noche. Y, al tratarse de una especie exótica invasora, "los ejemplares capturados no pueden ser reintroducidos al medio natural, siendo su destino el sacrificio", señalan desde el área local de Medio Ambiente.

De eso se encargará la futura empresa, siempre y cuando entre dentro del marco legal. "El eutanasiado ético de los animales se llevará a cabo por métodos que no contravengan la normativa sobre bienestar animal", explica el Consistorio. Uno de los métodos más habituales es el gaseado, explica Cesar Javier Palacios, periodista ambiental. "Se les introduce en jaulas sin ventilación y se inyecta monóxido de carbono". Es decir, una muerte dulce con un gas tóxico. Tras ejecutar el sacrificio, la empresa deberá encargarse de la gestión de los cadáveres.

Pero aún queda una salida para estas especies invasoras. Si la empresa responsable quiere mantener los ejemplares capturados podrá hacerlo fuera de nuestras fronteras. Es decir, tiene la opción de buscarles un nuevo destino aunque deberá "aportar documentación sobre el lugar de cautiverio para garantizar que se cumple con la normativa de bienestar animal y que los animales se encuentran de manera reglada", añade el área de Carabante, desde donde alertan del crecimiento de esta especie en los parques de Madrid: "hay un 33% más de cotorras que en 2016".

1.300 quedarán en libertad pero "controladas"

El Ayuntamiento de Madrid dejará un 10% de la población de cotorras en libertad. Es decir, unas 1.300 aves de esta especie exótica invasora seguirán anidando en la Comunidad de Madrid aunque bajo "control", señala el Consistorio. Desde SEO Bird-life comparten la dificultad de acabar con el 100% de la población pero confían en ese control porque de lo contrario "volverán a reproducirse".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento