Congelan la tasa para las viviendas de renta libre

El Ayuntamiento mantiene el impuesto sobre construcciones y elimina las rebajas fiscales a empresas en Las Atalayas.
La modificación del impuesto sobre construcciones, instalaciones y obras no afectará al final al bolsillo del contribuyente.

El pleno del Ayuntamiento ha congelado las tasas que gravan la construcción de edificios de renta libre en la ciudad (un 0,5% en el Casco Antiguo y los que están incluidos en el plan especial de edificios protegidos, un 2% para los que se construyan en la zona centro y San Antón y un 4% para los del resto de la ciudad).

Sin embargo, los constructores que pretendan levantar una nueva vivienda de protección oficial en Alicante deberán ahora pagar más por metro cuadrado.

El Ayuntamiento ha introducido en la ordenanza que regula este tributo el nuevo precio del módulo de VPO establecido por la Generalitat, que es de 356,94 euros por m2, un 39,7% más que en 1998.

La otra novedad que introduce la ordenanza es la supresión de incentivos fiscales a las empresas que se instalen en el polígono industrial de Las Atalayas.

Este impuesto grava la realización de cualquier construcción, instalación y obra para la que se exija la obtención de la correspondiente licencia urbanística.

Por su parte, el PSOE cifró en 4,5 millones de euros la cantidad que el Consistorio ha dejado de ingresar desde 1998 por la falta de actualización del tributo.

Comunidad Valenciana

Mostrar comentarios

Códigos Descuento