María Teresa Campos cambia de estrategia en un nuevo intento de vender su mansión

María Teresa Campos, en una imagen de archivo.
María Teresa Campos, en una imagen de archivo.
GTRES

Hace meses que los problemas económicos del clan Campos ocupan titulares. Si bien es cierto que las deudas de Terelu han sido las más sonadas (sobre todo después del cierre de su firma de joyas), los problemas de María Teresa para deshacerse de su mansión madrileña no se han quedado atrás. La presentadora invirtió hace 15 años en un chalet a todo lujo donde ha estado conviviendo con su reciente expareja, Edmundo Arrocet; pero hace tiempo que necesita venderla y, por el momento, no ha habido suerte. Aunque parece que se avecinan vientos de cambio: María Teresa ha hecho un par de movimientos que pueden ser clave para la venta de la mansión.

Su nueva estrategia consiste, al parecer –y según informaciones publicadas por la revista Semana–, en cambiar de agencia inmobiliaria, desde donde le han asesorado bajar el precio y hacer una nueva serie fotográfica que potencie la belleza de esta mansión a la que no le falta lujo ni detalle.

Una mansión de más de tres millones

A la mansión de la presentadora, ubicada en Molino de la Hoz, no le falta detalle… ni metros cuadrados. Tiene más de 2.000 edificados y distribuidos en dos edificios que conectan entre sí con una lujosa piscina cubierta que mira a los más de 6.000 metros cuadrados ajardinados que rodean la construcción. Como cabría esperar, el chalet tiene numerosas estancias: cuatro salones, un gran comedor, dos cocinas, diez dormitorios, doce cuartos de baño, tres aseos y, además, un dormitorio principal con vestidor independiente y cuarto de baño con bañera de hidromasajes.

Más allá de las estancias (multiplicadas) que se espera en cualquier casa, la de María Teresa Campos tiene gimnasio, sala de masajes y de fiestas, así como una garita de seguridad privada en la que pueda guarecerse la persona que, probablemente, haya que contratar para mantener a los cacos alejados.

Un chaletazo provisto de todos los lujos imaginables, que, sin embargo, no es apto para todos los bolsillos. Aunque su precio de salida en 2015 fue de 4,5 millones de euros, en la actualidad, María Teresa Campos ha tenido que rebajar hasta los 3,1 millones su mansión madrileña, debido a las dificultades que está encontrando a la hora de venderla.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento