Mañueco reivindica la tauromaquia como "seña de identidad" y "motor para impulsar la España de interior"

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, ha reivindicado hoy la tauromaquia como "seña de identidad" de la Comunidad que hay que "preservar", al tiempo que considera al mundo del toro "motor" para impulsar la "España de interior".

Así lo ha señalado, en declaraciones recogidas por Europa Press, durante el acto de entrega del Premio de Tauromaquia de Castilla y León 2019 a la Escuela de Salamanca, que se ha celebrado esta tarde en Valladolid.

Durante su intervención, el jefe del Ejecutivo autonómico ha señalado que hoy es un momento "oportuno" para ensalzar la tauromaquia. Para el dirigente autonómico constituye un rasgo que "identifica" no solo a la provincia de Salamanca y a la Comunidad de Castilla y León, sino también y a España.

"Cuando hablan de impulsar la España de interior pocos consideran lo importante que resulta preservar las tradiciones, los usos, los costumbres y nuestra identidad", ha continuado para incidir en que la tauromaquia es "tradición, costumbre e identidad". "El mundo del toro tiene mucho protagonismo en Castilla y León, con más de 2.000 festejos y con presencia de gente joven, que le convierte en el segundo gran espectáculo de masas de la autonomía, por lo que nos sentimos orgullosos de un legado que queremos preservar como un elemento esencial de nuestra identidad", ha apostillado.

Por eso, ha insistido, la Junta quiere "preservar" a aquellas personas velan por "salvaguardar" esas señas de identidad. En este punto, ha recordado que el toro es un "valioso patrimonio cultural", pero también motor que "impulsa el turismo y la economía", de ahí que desde el Ejecutivo autonómico ponga "en valor" la tauromaquia como "industria cultural" y haya sido declarada BIC de Carácter Inmaterial.

Mañueco ha apuntado que Salamanca es "figura de referencia" en la Fiesta Nacional para recordar a toreros de la talla de 'El Fraile', 'Salamanquino', Julio Robles y Santiago Martín 'El Viti'. "Desde hace 35 años la Escuela de Salamanca es un vivero de figuras del toreo, donde no solo se intenta transmitir valores esenciales de la profesión, sino también los conocimientos que la vida exige, como el respeto a la tradición, el compromiso personal y el esfuerzo", ha continuado.

Por último, ha felicitando a la Diputación y a la Escuela, al tiempo que ha deseado el "mayor de los éxitos" a sus alumnos para que sigan defendiendo la fiesta de los toros y la señas de identidad de la "Comunidad y del mundo rural".

Por su parte, el presidente de la Diputación de Salamanca, Javier Iglesias, en representación de la Escuela de Tauromaquia, ha aplaudido el reconocimiento de un arte "milenario", "extraordinario" y "español" como es la tauromaquia como es este premio.

Iglesias ha apuntado que ser salmantino es "muchas cosas" y también "sentir la tauromaquia de una forma especial", de ahí que haya considerado "especial" para la institución el reconocimiento que ha recibido hoy.

El presidente provincial se ha acordado de todos los alumnos que encarnan esa "vocación", "pasión" y "esfuerzo" por la tauromaquia, para añadir la "calidad" que distingue a la Escuela. "Quizá la más importante de España", ha apostillado, para hacer una breve reflexión sobre el futuro de "este arte". "Si algo define a la tauromaquia es el respeto y ese es el respeto que está pidiendo la tauromaquia en estos momentos", ha explicado.

En este sentido, ha recordado una conversación con 'El Viti' sobre el futuro de los toros para concluir apuntando que en ella le reveló que había que tomarlo con perspectiva porque es una cuestión de la que se lleva hablando "desde el siglo XX". "Mientras haya un sueño vivo de cualquiera de los chicos que forman parte de esta Escuela de ser figura del toreo, la tauromaquia estará a salvo", ha concluido.

EL PREMIO

El jurado, para la concesión de este galardón, que este año cumple su quinta edición, ha valorado la contribución realizada por esta Escuela, que se creó en 1985, a la promoción de la fiesta de los toros y al fomento de la afición taurina mediante la búsqueda de nuevos valores que velen por la continuidad de esta tradición.

Con este premio, el jurado quiere reconocer de forma singular la labor de difusión entre los jóvenes de los valores culturales e históricos de la Tauromaquia de Castilla y León realizada por la Escuela, ya que a lo largo de sus más de 30 años de actividad ininterrumpida, ha formado a cientos de jóvenes no sólo como profesionales taurinos, sino, sobre todo, ha proporcionado a los jóvenes una formación en valores como son el respeto a la tradición, el compromiso y el sacrificio.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento