Las obras del metro convierten el centro histórico en una ratonera

  • Desde las Torres de Quart a María Cristina hay que dar un rodeo de entre 2 y 3 km.
  • Los vecinos piden que las calles Quart y Bolseria cambien de sentido.
  • CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE VALENCIA
Las obras del metro han obligado a cortar y cambiar de sentido varias calles.
Las obras del metro han obligado a cortar y cambiar de sentido varias calles.
20 MINUTOS

«Cada vez voy con el coche a casa a descargar trastos, llevarlo después al garaje es una odisea. Entre las calles cortadas por las obras del metro en el Mercado Central y los cambios de sentido de otras me cuesta 20 minutos en coche hacer un trayecto que andando se hace en cinco».

Este es el pan nuestro de cada día de V. N. F., vecino de la calle Murillo. Como él, cientos de vecinos de la zona que aparcan sus coches cerca de la Lonja (plazas Marqués de Busianos, Negrito o calle Purísima) se ven obligados a dar un tremendo rodeo cada vez que tienen que llevar el coche de sus casas al garaje.

Y es que, como argumenta este residente plano en mano, la única opción para llegar a la Lonja, situada en la avenida María Cristina, desde las Torres de Quart es rodear toda la ronda para entrar por la calle de la Paz en un recorrido de tres kilómetros.

El resto de vías de entrada (calles como Pintor Zariñena, Corona o Salvador Giner) acaban muriendo en la calle Alta que vuelve a escupir el tráfico hacia fuera del casco antiguo por Quart, Murillo o Carniceros, que también ha cambiado de sentido por las obras del metro.

Otra opción es callejear por las calles Serranos, Cocinas y Corregeria para volver a la plaza de la Reina, San Vicente y María Cristina, en un recorrido de 2,5 kilómetros.

Mientras, desde Guillem de Castro, el único acceso claro es el situado por Guillem Sorolla. Aún así, este itinerario obliga a desviarse por Barón de Cárcer y Padilla para volver a llegar a San Vicente. En total, casi dos kilómetros.

Esto hace que prácticamente las únicas vías de acceso a todo el casco antiguo se concentren en la calle de la Paz y San Vicente.

Desde la Asociación de Vecinos Amics del Carme, aseguran que «ya hemos solicitado que cambien el sentido de las calles Quart y Bolsería, porque no tiene mucho sentido que compartan la misma dirección que Murillo. Nos consta que el Ayuntamiento lo está estudiando».

Estudian implantar la tarjeta de residente y la zona verde

La Concejalía de Circulación estudia una serie de medidas destinadas a mejorar el tráfico y el aparcamiento en el centro. Según el presidente de Amics del Carmen, Toni Casola, «antes de verano presentamos una serie de propuestas que consisten en la implantación de la zona verde o plazas de aparcamiento para vecinosen superficie y la creación del carnet de residente para que sólo puedan acceder al centro vecinos, comerciantes y transporte público. Este mes tienen que contestar si aceptan alguna».

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE VALENCIA

Mostrar comentarios

Códigos Descuento