'Posesión infernal' el musical
Cartel promocional de 'Evil Dead: The Musical'. Archivo

Realizada con cuatro céntimos y entre amigos, Posesión infernal (Evil Dead), dirigida por Sam Raimi en 1981, no tardó en convertirse en uno de los títulos de culto del género de terror moderno.

Hace 5 años tuvo una curiosa adaptación como musical en los escenarios de Toronto y Montreal, y ahora es el productor Don Carmody (Silent Hill ) quien está en negociaciones con Raimi para llevar este musical a la gran pantalla, según informa Screen Daily .

La historia de un grupo de jóvenes que pasan un fin de semana en una cabaña aislada de los bosques de Tennesse y descubren una misteriosa cinta grabada y un libro, el Necronomicón (el Libro de los Muertos), con el poder de invocar a diabólicos espíritus, culminó en cine con una trilogía completada por Terroríficamente muertos (1987) y El ejército de las tinieblas (1993).

Su protagonista, Ash (Bruce Campbell ) fue el único personaje presente en las tres películas.

Por su parte, Carmody ha estado colaborando con los productores del musical y, si llega a un acuerdo con Raimi, su intención es trasladarla al cine en 3-D. El rodaje se iniciaría en primavera de 2009 contando con algunos de los actores del reparto original de la obra representada en Canadá.

Salpicaduras en primera fila

Posesión infernalUna propuesta entre lo más disparatada e ingeniosa, Evil Dead: The Musical fue una idea de George Reinblatt, Christopher Bond, Frank Cipolla y Melissa Morris.

Tuvo sus primeras funciones en los talleres de alumnos del teatro del Transac Club de Toronto. Pero su éxito le hizo saltar rápidamente a las tablas del Cabaret du Plateau de Montreal.

Los directores originales fueron Christopher Bond y el coreógrafo Hinton Battle (uno de los principales artífices de la versión musical de Broadway de Sweeney Todd), y con 400 funciones se convirtió en la obra más representada de los últimos 15 años en los escenarios canadienses.

También pudo verse a partir de noviembre de 2006 en el Off-Broadway de Nueva York.

Entre las canciones se podían encontrar títulos tan chocantes como Do the Necronomicon (Baila el Necronomicon), All the Men in my Life Keep Getting Killed by Candarian Demons (Todos los Hombres en mi vida son asesinados por demonios candarianos), Ode to an Accidental Stabbing (Oda a un apuñalamiento accidental) o Look Who's Evil Now (Mira quien es malvado ahora).

A los espectadores que se sentaran en las primeras filas de butacas se les advertía que estaban en el "Splatter Zone" (Zona de Salpicaduras), donde era mejor llevar ropa vieja o adecuada a las salpicaduras de "sangre".

Los más fans se vestían con camisas blancas para que las manchas rojas destacaran más y así obtener un recuerdo de la obra. Y a raíz de ello, los mismos promotores decidieron vender camisetas con el lema de: "Yo sobreviví a la Zona de Salpicaduras".

Actualmente Evil Dead: The Musical se escenifica en un montaje en Seúl (Corea del Sur), y se preparan otros a nivel internacional, como una versión para Alemania.

También podemos ver algunos de los carteles originales que se utilizaron para su promoción, emulando a otros musicales de éxito como Hairspray (otro ejemplo de película adaptada a los escenarios, y de aquí de nuevo a la pantalla grande) o Mamma Mia! (cuya versión cinematográfica está triunfando en los cines).

Mamma Mia!

 

Hairspray