Visitar regularmente museos, teatros y auditorios alarga la vida, dice un estudio

  • Quienes tienen actividades artísticas con mayor frecuencia tienen un 31% menos de riesgo de morir.
Gente haciendo cola en la entrada del Museo Picasso Málaga.
Gente haciendo cola en la entrada del Museo Picasso Málaga.
MUSEO PICASSO MÁLAGA

Las visitas regulares a museos, galerías de arte, el teatro o conciertos están vinculadas a una vida más larga, según un estudio de adultos mayores que publica la edición navideña de The British Medical Journal. Y cuanto más a menudo las personas se involucran con las artes, menor es el riesgo de muerte, advierten estos hallazgos.

Estudios anteriores han encontrado que involucrarse con las artes puede mejorar el bienestar físico y mental de una persona, incluida la depresión, la demencia, el dolor crónico y la fragilidad. Pero no estaba claro si el compromiso artístico puede mejorar la supervivencia.

Entonces, los investigadores del University College London se propusieron explorar la asociación entre diferentes frecuencias de participación artística y mortalidad. Sus hallazgos se basan en datos de más de 6.000 adultos de Inglaterra de 50 años o más que participaron en el Estudio Longitudinal Inglés del Envejecimiento (ELSA).

La frecuencia de las actividades artísticas, que incluyen ir al teatro, conciertos, ópera, museos, galerías de arte y exposiciones, se midió al comienzo del estudio en 2004-2005. Luego, los participantes fueron seguidos durante un promedio de 12 años, durante los cuales se registraron las muertes utilizando datos de mortalidad del NHS, el servicio nacional de salud británica.

Factores sociales determinantes centrales de la salud

Después de tener en cuenta una serie de factores económicos, de salud y sociales, los investigadores descubrieron que las personas que se dedicaban a actividades artísticas una o dos veces al año tenían un riesgo 14% menor de morir en cualquier momento durante el período de seguimiento que aquellos que nunca lo hacían (3,5 muertes por 1.000 personas al año frente 6 muertes por 1.000 personas al año).

Las personas que participaban en actividades artísticas con mayor frecuencia (cada pocos meses o más) tenían un 31% menos de riesgo de morir (2,4 muertes por cada 1000 personas al año).

Esta asociación protectora se explica en gran medida por las diferencias en la cognición (pensamiento y comprensión), la salud mental y los niveles de actividad física entre los que participaron en expresiones artísticas y los que no. Pero los resultados se mantuvieron independientes de estos y otros factores, como problemas de movilidad, privaciones, riqueza y jubilación.

Se trata de un estudio observacional, por lo que no se puede establecer la causa, y los investigadores reconocen las limitaciones de medir el compromiso cultural en un solo momento. Sin embargo, las fortalezas incluyen el uso de una gran muestra representativa vinculada a los datos nacionales de mortalidad y la capacidad de ajustarse a una variedad de factores potencialmente influyentes. "En general, nuestros resultados resaltan la importancia de continuar explorando nuevos factores sociales como determinantes centrales de la salud", especifican.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento