Dos cazadores matan a un elefante utilizado para una investigación en Botsuana

  • Les ha sido retirada la licencia.
Un elefante africano en el desierto del Serengueti.
Un elefante africano en el desierto del Serengueti.
Ikiwaner / WIKIMEDIA COMMONS

Dos cazadores con licencia para cotos habilitados en Botsuana han matado a un elefante que estaba siendo objeto de un estudio científico, por lo cual las autoridades les han retirado la licencia.

El Ministerio de Medio Ambiente, Conservación de Recursos Naturales y Turismo de Botsuana ha informado de que el incidente se produjo el pasado 24 de noviembre en el coto NG3, en Ngamiland, en el norte del país.

Los dos cazadores, Michael Lee Potter y Sean Michael Sharp aseguran que el elefante se acercó de frente hacia ellos, por lo que no pudieron ver si tenía el collar que identifica a los ejemplares protegidos, y dispararon contra el animal.

"Matar a un animal con collar no está permitido bajo ninguna circunstancia. Se tomarán las medidas adecuadas, incluida la revocación de sus licencias", ha explicado el Ministerio.

Medios de Botsuana han informado de que un total de cinco elefantes fueron abatidos en esa cacería y de que solo uno de ellos llevaba el collar científico. Además aseguran que el collar fue retirado y quemado para evitar consecuencias. Posteriormente Potter reconoció que habían disparado al elefante marcado por error y se ofreció a reponer el collar, perteneciente a la ONG Elefantes Sin Fronteras.

Además la cacería ha enfurecido a la comunidad San que vive en la región porque temen que tras las muertes los elefantes sean más agresivos e incluso que si uno de ellos queda herido, pueda ser aún más peligroso.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento