El presidente niega que haya subidas fiscales pero "nunca" defenderá bajar impuestos a quienes más tienen

El presidente del Principado de Asturias, Adrián Barbón, ha negado este domingo que el proyecto de presupuestos autonómicos para 2020 que su Ejecutivo registró esta semana en la Junta General incluya subidas fiscales, al tiempo que ha advertido que "nunca" defenderá bajar impuestos a quienes más tienen.
El presidente del Principado, Adrián Barbón
El presidente del Principado, Adrián Barbón
EUROPA PRESS

"En el debate sobre fiscalidad hay que hablar las cosas claras, no podemos hacernos trampas. No han subido los impuestos en estos presupuestos sino que bajan con bonificaciones expresamente vinculadas al reto demográfico, pero si el debate es bajar los impuestos a quienes más ganan o a quienes más patrimonio tienen, nosotros ese no es el camino que vamos a defender nunca", ha argumentado el presidente en declaraciones a los medios a la entrada de la Junta General antes de acudir a las celebraciones de la Inmaculada en Cabo Noval.

De este modo responde Barbón a las críticas de la Federación Asturiana de Empresarios (FADE), cuyo presidente, Belarmino Feito, ha afeado que se siga "sin un ajuste en la fiscalidad" que equipare a Asturias "a otras regiones mejor tratadas en materia tributaria". "Durante las crisis, éramos comprensivos con la contención de la inversión en favor de un mayor gasto social, pero esto no puede prolongarse indefinidamente. Porque no nos lo podemos permitir", apuntaba el representante de la patronal asturiana.

El presidente se ha mostrado comprensivo con las opiniones "de parte" pero incide en que el Gobierno debe tener una visión "global" de la comunidad. "Escuchamos a todo el mundo pero aportamos una visión global de Asturias. No podemos incorporar exclusivamente una visión de parte, sino defender un proyecto global de comunidad autónoma; un proyecto que ha tenido un respaldo claro en las elecciones", ha dicho.

Además, Adrián Barbón ha asegurado que seguirá defendiendo el Estado de Bienestar, "que algunos llaman gasto y nosotros inversión social". De este modo, apunta que los impuestos "son necesarios", en tanto que financian escuelas, hospitales, consultorios o residencias de mayores.

Respecto a las críticas de ANPE y UGT por no incorporar los 6 millones de euros estimados para el desarrollo del segundo plan de evaluación docente en el proyecto presupuestario, el presidente ha señalado que se trata de un compromiso electoral para la "legislatura". Así, ha asegurado que lo cumplirá aunque no este próximo año, ya que "no se pudo introducir en una partida de personal que ya crece 103 millones de euros".

Por otra parte, Barbón ha explicado que el proyecto deja fuera inversiones en la estación de esquí de Pajares, cifrada en unos 5 millones, porque el Gobierno no está "en condiciones" de destinar esa cuantía a ese equipamiento cuando urgen inversiones en carreteras que registran un "grave deterioro", o se requieren nuevos centros educativos. "No podemos hacernos trampas", añade.

Con todo, el presidente considera que se tiene que "dar viabilidad" a la estación de esquí de Pajares. Por eso, entiende que hay que analizar cómo se asegura su futuro y ver si hay que ir "a otras fórmulas de gestión".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento