Cantabria, única CCAA donde bajó el salario medio durante la recuperación económica

Cantabria registró en el último ejercicio fiscal de 2018 un salario medio anual bruto de 22.137 euros y es la única comunidad autónoma con una menor remuneración declarada a Hacienda -34 euros o un 0,2% menos- que en 2013, el año previo a la recuperación económica y el repunte del Producto Interior Bruto (PIB) tras la última crisis económica.
Soldador
Soldador
CANTABRIA - Archivo

Así lo precisa un informe de la Secretaría de Acción Sindical de UGT, que se asienta en las últimas estadísticas del informe anual Mercado de Trabajo y Pensiones en las Fuentes Tributarias, que publica la Agencia Tributaria Española (AEAT) y recopila todas las rentas salariales de la Declaración Anual de Retenciones e Ingresos a Cuenta sobre Rendimientos del Trabajo, incluidas las de aquellos asalariados con más de una o que han combinado alguna renta salarial con prestación por desempleo o una pensión a lo largo del ejercicio fiscal.

UGT matiza que esta fuente estadística no incluye a dos de las autonomías con mayor salario medio anual de todo el país, País Vasco y Navarra, porque cuentan con sus propios sistemas tributarios.

El informe reafirma que en el último ejercicio fiscal del año pasado 189.006 asalariados cántabros declararon exclusivamente una renta salarial por la que se recaudaron 4.184.028 euros, con un salario bruto anual de 22.137 euros, un 2,8% más (+600 euros) que los 21.537 de 2017, en lo que representa el primer incremento de las remuneraciones declaradas en Hacienda en la región desde el año 2011.

De hecho, el sindicato puntualiza que, pese a este repunte de las rentas salariales declaradas en Cantabria a la Hacienda pública en 2018 en comparación a 2017, en todos los demás ejercicios coincidentes con la recuperación económica la remuneración media venía descendiendo cada año, un -1,04% en 2014, -1,05% en 2015, -0,57% en 2016 y -0,23% en 2017.

El responsable regional de Acción Sindical de UGT, Valentín Fernández, cree que estos datos "confirman" que la recuperación económica ha "olvidado", y "más en Cantabria", a los trabajadores y sus salarios porque fueron los "grandes sacrificados" de la crisis económica.

Así ha lamentado que hasta el año pasado los sueldos declarados a Hacienda no han cesado de descender en plena recuperación económica.

MENOS SALARIO CON UN 9,5% MÁS DE IPC

De hecho, la Agencia Tributaria precisa en sus estadísticas que entre 2013 y 2018 sólo en Cantabria y en las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla se ha registrado una disminución de los salarios medios anuales declarados, aunque en las demás autonomías el aumento medio ha sido moderado, de un 2,17% (de 21.892 a 22.368 euros anuales) y con sólo tres con un repunte superior al 3%: Islas Baleares, con un 4,3%; Cataluña, con un 3,6% y la Comunidad Valenciana, con un 3,2%.

"Si se tiene en cuenta que en estos años de la recuperación económica que se inició en 2014 el Índice de Precios al Consumo (IPC) ha acumulado un incremento de un 9,5%, la pérdida de poder adquisitivo es evidente en toda España pero especialmente en Cantabria", ha advertido el responsable regional de Acción Sindical de UGT.

Fernández ha apuntado que en el último Acuerdo Nacional de Negociación Colectiva se acordó con los empresarios la implantación progresiva de un salario mínimo de convenio colectivo de 1.000 euros mensuales porque no se podía sostener un mercado de trabajo con salarios tan bajos como el de España.

A su juicio, la "primera gran asignatura pendiente sigue siendo aumentar los salarios, que no deja de ser un factor clave del propio crecimiento económico".

El sindicalista ha insistido en que los años de recuperación económica "no han mejorado las condiciones laborales y salariales de los trabajadores, sino más bien todo lo contrario". Así, ha recalcado que desde la reforma laboral de 2012 se han "disparado" las estadísticas de empleos a tiempo parcial, muy temporales y peor pagados, y eso no lo ha cambiado la mejoría de la economía.

Según las estadísticas de la Agencia Tributaria de España, desde el año 2009 en Cantabria se superaban los 22.000 euros de salario medio anual justo hasta el año 2013 en vísperas de la recuperación económica y del crecimiento del PIB, ya que a partir de que creciera éste en 2014 las remuneraciones cántabras declaradas en Hacienda bajaron de esos 22.000 euros anuales hasta el año pasado.

"No es admisible que los salarios suban tan poco o incluso bajen como en Cantabria, cuando en esos cinco años de recuperación de la economía el IPC ha aumentado un 9,5% y el PIB acumula un incremento de un 13,5%", ha opinado el responsable regional de Acción Sindical de UGT.

UNO DE CADA CUATRO, CON MENOS DE 1.000 EUROS MENSUALES

El informe Mercado de Trabajo y Pensiones de las Fuentes Tributarias correspondiente al último ejercicio fiscal también ratifica que el año pasado 51.649 asalariados cántabros, el 27,3% del total, declararon una renta salarial que no alcanzaba los 1.000 euros mensuales brutos y que un 65% (122.959) no superaba los 2.000 euros mensuales.

Si se añade a estas estadísticas las algo más de 51.000 declaraciones de asalariados de Cantabria que compartieron su sueldo con una prestación por desempleo, una pensión o ambos conceptos durante el ejercicio fiscal de 2018, la región registraba el año pasado 72.984 declarantes, el 30,3% del total (240.556 declaraciones), que no alcanzaban una renta salarial equivalente a los menos de 900 euros mensuales del salario mínimo interprofesional (SMI) en 14 pagas, 858,5 euros al mes, tal y como lo calcula la Agencia Tributaria de España.

El responsable regional de Acción Sindical de UGT puntualiza en este sentido que desde 2013 a 2018 ha habido un aumento de 20.678 declaraciones de rentas salariales en Cantabria, de las que 5.755 (27,8% del total del incremento) no alcanzaron el SMI de 2018 y otras 10.985 (53%) no superaron el equivalente al 1,5 del SMI (1.288 euros mensuales).

A su juicio, es "preocupante" que haya más asalariados y más declaraciones que cinco años antes en Cantabria pero que sólo crezcan los salarios más bajos y, sin embargo, disminuyan casi un 11% (-5.528) los declarantes con las rentas más altas, las comprendidas a partir de tres veces el SMI (2.575 euros mensuales).

Mostrar comentarios

Códigos Descuento