El presidente de Uganda afirma que "la obesidad es un signo de corrupción"

  • Yoweri Museveni aseguró que ha hecho una dieta para perder cerca de 30 kilos, pasando de pesar 106 a 76.
El presidente de Uganda, Yoweri Museveni, pasa revista a las tropas a su llegada a una reunión entre los jefes de Estado de Angola, Ruanda, Uganda y la República Democrática del Congo, en el Palacio Presidencial de Luanda, Angola.
El presidente de Uganda, Yoweri Museveni, durante una visita a Luanda, Angola.
AMPE ROGERIO / EFE

El presidente de Uganda, Yoweri Museveni, afirmó este miércoles que "la obesidad es un signo de corrupción", en una jornada en la que lideró una marcha en la capital, Kampala, en protesta contra los casos de corrupción en el país.

El mandatario sostuvo que los corruptos "son parásitos porque se alimentan con aquello por lo que no han trabajado", al tiempo que manifestó que "deberían saber que la corrupción es un problema espiritual".

Asimismo, Museveni dijo que él "nunca ha robado", y es "rico", según informó el diario ugandés New Vision. En la marcha, que se celebró entre la plaza de la Constitución y el área de Kololo, participaron varios ministros y parlamentarios.

"Estoy muy contento de que hayamos acudido en gran número mientras continuamos la guerra hacia una Uganda libre de corrupción", señaló posteriormente Museveni a través de su cuenta en la red social Twitter.

"La Marcha Contra la Corrupción simboliza nuestra voluntad de combatir la corrupción. Además, ha sido un ejercicio físico. El aumento de los casos de diabetes y los problemas coronarios, especialmente en las zonas urbanas, es porque la gente come demasiado y no hace ejercicio", zanjó.

A dieta

Museveni publicó el martes un mensaje en su blog personal en el que confirmó que había hecho una dieta para perder cerca de 30 kilogramos y negó encontrarse mal de salud. De esta forma, ha pasado de pesar 106 a 76 kilos, según manifestó.

"No estoy cansado para nada. He perdido peso de forma deliberada deshaciéndome de la grasa que permití que se acumulara en mi cuerpo porque los médicos no nos habían explicado claramente el error de no luchar contra la grasa", apuntó.

Museveni, uno de los mandatarios de África que más tiempo lleva en el cargo -desde 1986-, obtuvo un nuevo mandato de cinco años en 2016 en unas elecciones que la oposición consideró fraudulentas, extremo que él niega.

Los críticos acusan a Museveni de utilizar las fuerzas de seguridad y el poder judicial para reprimir a la oposición y aseguran que las autoridades del Gobierno no son castigadas por los casos de corrupción.

El encarcelamiento de líderes opositores forma parte de la rutina de las fuerzas de seguridad, que en muchas ocasiones han sido criticadas por su extrema dureza a la hora de reprimir las protestas y manifestaciones.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento