A la vuelta de vacaciones, los alicantinos han vuelto a sus trabajos pero también se han reencontrado con unas viejas compañeras: las obras y desvíos por toda la ciudad.

Así, dos accesos a Alicante por el norte están cortados o desviados. El primero es la avenida Gastón Castelló, que después enlaza con la autovía de Valencia y Murcia, debido a la construcción de la nueva línea 2 del TRAM.

Dos accesos por el norte de Alicante están cortados o desviados 

También, en la avenida de Novelda, la carretera que comunicaba habitualmente con Sant Vicent, por la construcción de un nuevo tramo de la Vía Parque.

A esto hay que sumar que la avenida de Dénia continúa desviada por León de Nicaragua, y que el muro del Raval está lleno de andamios y le falta un tramo por sanear.

¿A tiempo para la Volvo?

El próximo día 19 comienzan las actividades de la regata Volvo Ocean Race y, a juzgar por el aspecto de las obras, no se sabe si todo estará listo a tiempo.

El muelle de la regata no está finalizado, y tampoco sus pabellones. No hay asfalto en la entrada a la estación marítima de África, ni adoquines en las aceras.

Y el casino, que tendría que estar listo para el evento, está sin acabar a falta de menos de 20 días. El paseo tiene un difícil acceso y no está limpio, y el edificio, de momento, es sólo andamios.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE ALICANTE