Detienen a un ladrón que simulaba estar en silla de ruedas para asaltar las joyerías de Barcelona

En Barcelona, ha sido detenido un ladrón de joyerías, que actuaba en sillas de ruedas. Entra con la silla de ruedas, empujado por un compinche. Con la excusa de ver un reloj de alta gama consigue que uno de los empleados se quede solo. En ese momento el ladrón, con aparente discapacidad, saca la pistola y se pone de pie. Tras maniatar a los empleados, robaron y se marcharon, dejando solo la silla de ruedas.
Tras maniatar a los empleados, robaron y se marcharon, dejando solo la silla de ruedas.
ATLAS
En Barcelona, ha sido detenido un ladrón de joyerías, que actuaba en sillas de ruedas. Entra con la silla de ruedas, empujado por un compinche. Con la excusa de ver un reloj de alta gama consigue que uno de los empleados se quede solo. En ese momento el ladrón, con aparente discapacidad, saca la pistola y se pone de pie. Tras maniatar a los empleados, robaron y se marcharon, dejando solo la silla de ruedas.

Han detenido a un ladrón en Barcelona que actuaba en silla de ruedas para asaltar las joyerías. Lo hacía empujado por un compiche, y una vez dentro, sacaba la pistola y atracaba el establecimiento. 

Para llevar a cabo el robo, el ladrón ponía como excusa que quería ver un reloj de alta gama, consiguiendo que uno de los empleados se quede solo. Ya en este punto, pedían al trabajador restante un vaso de agua como maniobra de distracción, haciendo que también se levantase y se dirigiese al almacén. En ese momento, saca la pistola poniéndose de pie y, tras maniatar a los empleados, él y su compinche roban el establecimiento y se marchan corriendo dejando la silla de ruedas atrás.

En el caso de este atraco, que se produjo en octubre de 2018, los delincuentes lograron hacerse con un total de 1.300.000 euros en joyas y relojes. Al parecer, el cabecilla de la banda, de nacionalidad argentina, vendía lo robado en una joyería de Buenos Aires.

Los investigadores pudieron relacionarle con el incidente después de detenerle por apropiación indebida en Barcelona en mayo de este año, cuando pudieron relacionar uno de los objetos que llevaba encima, un reloj valorado en 5.000 euros, con el atraco de 2018.

La banda había sido formada por un miembro de los 'Dogo', un grupo desarticulado en Cataluña en 2012 por los mismos investigadores pero cuyos miembros, al salir de la cárcel, habían formado bandas propias para cometer delitos de esta clase. Los 'Dogo', además de atracos, habían estado implicados en homicidios y enfrentamientos armados con la policía de Uruguay y Argentina.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento