Michael Jackson
Michael Jackson. Barbara Gindl / Efe

Michael Jackson, excéntrico icono de la historia de la música moderna, cha cumplido este viernes 50 años acuciado por deudas, demandas y una controvertida imagen pública que ha enturbiado la deslumbrante carrera del llamado "rey del pop". Sus indudables éxitos artísticos contrastan con conductas inexplicables que le llevaron a un juicio acusado de pederastia.

Niño prodigio, debutó en un escenario a los 4 años, era ya mundialmente famoso con 12 como solista de los Jackson Five, grupo que formaba con sus hermanos, y obtuvo el primero de sus 13 premios Grammy con sólo 20 (Don't stop 'til you get enough, 1979) aunque la gloria le llegaría con su mítico disco Thriller (1982). Aquel álbum revolucionó el pop, no sólo por las canciones, sino también por los vídeos musicales.

'Thriller' ha sido reeditado en 2008 año para conmemorar los 25 años de su lanzamiento

La coreografía de zombis de la canción que dio nombre al LP o el tantas veces imitado paso de baile moonwalk que Jackson hizo suyo en la presentación del tema Billie Jean, siguen siendo a día de hoy un referente.

Thriller, reeditado en 2008 año para conmemorar los 25 años de su lanzamiento, es el trabajo discográfico más vendido en la historia, con más de 100 millones de copias en todo el mundo, ocho Grammy y casi 60 discos de platino, lo que le valió a Jackson la corona de monarca absoluto de la música pop. Desde entonces, su carrera fue poco a poco cuesta abajo mientras su nombre se convertía en noticia más por sus excentricidades que por su talento.

Jackson dejó otros discos memorables como Bad (1987) o Dangerous (1991). Tras varios recopilatorios, en 2001 llegó Invincible, con el que no obtuvo las ventas esperadas, tras lo que Jackson volvió a recurrir a discos de grandes éxitos.

El aún hoy "rey del pop", que no ejerce como tal desde hace siete años, ha querido confirmar su cetro en un álbum de edición limitada llamado King of Pop que saldrá durante las próximas semanas en varios países y en el que se incluyen los éxitos más valorados en una votación por sus seguidores.

Excentricidades

Si hay algo que no le ha faltado a Michael Jackson durante su medio siglo de existencia han sido los apelativos, muchos de ellos basados en comportamientos extraños y en rumores sobre su vida privada, de la que poco se sabe a ciencia cierta.

En la biografía no autorizada del artista ("Michael Jackson: The Magic and the Madness", 2003) el autor, J. Randy Taraborrelli, calificó a Jackson de "paranoico y desconfiado, solitario, enfermizo, asexual y testigo de Jehová".

El cantante fue descubierto en varias ocasiones vestido de mujer en público y de él se llegó a decir que dormía en una cámara de oxígeno para mantenerse joven, algo que desmintió Jackson al igual que negó los cientos de operaciones estéticas que le han achacado.

Él únicamente ha admitido dos cirugías de nariz y una para ponerse un hoyuelo en la barbilla, según explicó en su autobiografía Moonwalk (1988), mientras que el color blanquecino de su piel responde a que padece vitíligo -aseguró-, una enfermedad que causa despigmentación.

Los episodios más turbios de su vida giran en torno a dos acusaciones de pederastia.