Casado critica que Sánchez normalice a Bildu y defiende a Vox definiéndolo como el "partido de las víctimas"

  • El líder del PP vuelve a ofrecer su apoyo a Sánchez durante la legislatura, pero no será "cómplice de su investidura".
Pablo Casado, en una rueda de prensa tras el acuerdo de Gobierno entre Sánchez e Iglesias.
Pablo Casado, en una rueda de prensa.
EFE

El PP hace equilibrios. Este jueves, su presidente, Pablo Casado, censuró que su homólogo socialista, Pedro Sánchez, normalice a Bildu mientras intenta hacer un cordón sanitario a Vox, el "partido de las víctimas". Pero también le ofreció dar "estabilidad a la legislatura" en la misma línea que ocurrió el miércoles, cuando los votos del PP sirvieron al PSOE para sacar adelante el decreto contra la república digital catalana.

En su intervención, Casado defendió a Vox ante el "cordón sanitario" que, dijo, le intentan poner algunos partidos. "No vamos a tejer ningún cordón sanitario sobre partidos constitucionalistas como Vox", dijo a raíz del intento de la izquierda y los nacionalistas de dejar a la ultraderecha fuera de la Mesa del Congreso. Y menos cuando Sánchez intenta "poner el foco" en "el partido de Ortega Lara, de las víctimas" en lugar de en el de sus "secuestradores", planteó Casado.

No obstante, el líder del PP rechazó responder a la pregunta de si prestará votos a Vox para ayudarle a sortear el veto a su presencia en la Mesa del Congreso. "Me gustaría que se preguntara [a Pedro Sánchez] si va a hacer un cordón sanitario" a partidos como Bildu, ERC o Junts per Catalunya, se limitó a señalar.

Casado, además, insistió en su oferta de apoyo a Sánchez durante la legislatura. "Igual que ayer se tuvo que abrazar al PP, a Ciudadanos e incluso a Vox para sacar adelante una legislación necesaria", sostuvo Casado, "lo que yo le digo es que llegue a una investidura con las sumas que intentó en el 2016, cuando le pidió a Albert Rivera y a Pablo Iglesias gobernar en solitario [...] para, a continuación, ser el PP el que pueda pactar la política presupuestaria, la política común contra el independentismo en Cataluña" o "la política en Navarra".

"Ahora bien", insistió el líder del PP: "Esa estabilidad para la legislatura, como ayer se demostró en la Diputación Permanente, no implica ser cómplices en su investidura, porque entonces desapareceríamos como oposición y como alternativa democrática y pilar institucional de España".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento