Gafas 3D para paliar el estrés de los niños hospitalizados

  • Fabrica dispositivos tecnológicos adaptados según las necesidades de los menores
  • "Lo reparamos y lo entregamos a hospitales y organizaciones que lo necesiten", comenta la asociación
Dispositivos donados por la Asociación Sonrisas para el Hospital Virgen Macarena
Dispositivos donados por la Asociación Sonrisas para el Hospital Virgen Macarena
A.S.

Conseguir que los más pequeños sonrían en el hospital fue motivación suficiente como para que voluntarios de todo el país crearan hace cinco años la Asociación Sonrisas. Su departamento de I+D, que nació hace cuatro años en Sevilla, ha donado al Hospital Virgen Macarena ocho gafas de realidad virtual y un robot inteligente que interactúa con los movimientos de las manos de los niños. También ha donado al Virgen del Rocío once gafas de realidad virtual y al Reina Sofía de Córdoba, siete gafas de realidad virtual y cuatro tablets.

El Virgen del Rocío, según afirma la Asociación Sonrisas, pidió utilizar este material para probar el efecto calmante en psiquiatría infantil. Después del éxito obtenido, las gafas de realidad virtual se utilizan en oncología y diálisis, entre otras especialidades. En el Virgen Macarena se usan en rehabilitación, diálisis, oncología, salas de aislamiento y quirófano.

"El estrés siempre es un factor de riesgo en términos de salud", cuenta a 20minutos el médico Alejandro Segovia. "Eleva la tensión arterial, aumenta la frecuencia cardíaca y provoca un estado de ansiedad e intranquilidad en el paciente. Un estado de ansiedad mantenido en el tiempo puede desembocar en patologías como el trastorno de ansiedad generalizada o depresión, y en niños puede causar problemas del comportamiento y del aprendizaje", concluye.

El responsable de I+D de la asociación cuenta a este medio que se involucró porque "quería ayudar con lo que tenía". En su caso, "conocimientos en informática", continúa este voluntario, quien prefiere mantenerse en el anonimato porque asegura que él no es "importante, lo somos todos".

Él es el único miembro de este departamento tecnológico. "En mi casa he reservado una habitación para crear un pequeño taller", desde el que adapta la tecnología a los menores según sus necesidades, ya que trabajan con niños enfermos o con características físicas o cognitivas diferentes. Por ejemplo, a los menores ciegos les fabrican unas tablets que reconocen, comprenden y obedecen las órdenes con la voz. Y para los niños en silla de ruedas o para los que están encamados, la asociación construye objetos que responden a los movimientos o van con mando a distancia.

"Recogemos material tecnológico que nos donan particulares, lo reparamos y lo entregamos a hospitales y organizaciones que lo necesiten", prosigue. Aunque afirma que la gente es muy solidaria, lamenta que muchos móviles llegan rotos, sin pantallas o sin funcionar. Este voluntario se encarga de repararlos con elementos genéricos o pagando el arreglo a una tienda especializada. "Agradecemos de corazón todo, pero pedimos cooperación en los productos que nos entregan porque como lo pagamos de nuestro propio bolsillo, muchas veces no podemos asumir los altos costes de la reparación", declara.

En estos cuatro años, ha hecho gafas de realidad virtual, tablets, robots interactivos, ordenadores, pupitres adaptados o móviles, así como otros elementos surgidos de su imaginación. "Hace poco adapté dos cascos de bomberos forestales con gafas y auriculares. A los peques les encantaron", cuenta.

Pero no todo es de color de rosa. Asociación Sonrisas lleva años intentando conseguir alguna subvención sin éxito. "¡Claro que las hemos solicitado! Y hemos recibido el silencio más absoluto", lamenta. Se reafirman en que con un poco más de dinero podrían sacar adelante proyectos ambiciosos para ayudar a más niños. No solo se han limitado a las ayudas de la Junta de Andalucía, también han pedido la donación de los productos de muestra o exposición a grandes empresas del sector tecnológico. "Hemos intentado de todo y presentado mil propósitos y no nos escucha nadie", sentencia.

Colaboración de los agentes

Esta asociación trabaja con civiles en colaboración con las diferentes Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, como policías Nacional y Local, Guardia Civil, Bomberos y Bomberos Forestales, etc. Como línea de acción principal, los voluntarios visitan a menores hospitalizados con sus uniformes y acompañados de perros, caballos, motos y vehículos especializados.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento