Bolivia exige a México que impida cualquier declaración de Evo Morales que incite a la violencia

  • El Gobierno boliviano asegura que las manifestaciones del exmandatario contravienen su condición de asilado político".
Bolivian former President Evo Morales in Mexico
Evo Morales, en Mexico.
JAIR CABRERA TORRES

El Gobierno de Bolivia ha enviado una nota de protesta formal a las autoridades mexicanas por permitir que el expresidente del país, Evo Morales, asilado allí, "manifestaciones y actos" que incitan a la violencia en el país andino.

"Las manifestaciones y actos efectuados por el señor Evo Morales contravienen su condición de asilado político", ha denunciado el Ministerio de Exteriores de Bolivia.

La nota responde a una entrevista en vídeo publicada esta semna por la agencia DPA en la que Morales asegura que mantendrá movilizados a sus simpatizantes en las calles hasta que el "Gobierno de 'facto'" que dirige Jeanine Áñez dé "garantías" de seguridad a todos los miembros de su partido político, el Movimiento Al Socialismo (MAS).

"Morales incita a la violencia desde México, lo que atenta contra la estabilidad del gobierno constitucional"

Al entender de las actuales autoridades bolivianas, "Morales, como muestra el vídeo, incita a la violencia desde México, lo que atenta contra la estabilidad del gobierno constitucional, la paz social y los derechos humanos del pueblo boliviano".

"Profunda molestia"

Bolivia entiende que su queja se ampara en la Declaración sobre el Asilo Territorial, de 1967, en la que se estipula que los Estados no permitirán que las personas que hayan recibido asilo se dediquen a actividades contrarias a los propósitos y principios de las Naciones Unidas, entre ellos el de la integridad territorial.

Por todo ello, Bolivia ha expresado además "su profunda molestia, pidiendo que se cumpla con estas normas y principios del Derecho Internacional, honrando los lazos de cooperación y amistad que históricamente han caracterizado la relación entre ambos países".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento