El juez llama la atención a la Manada por reírse en el juicio: "Veo que les hace mucha gracia lo que se plantea en esta sala"

  • El juez ha tenido que parar el interrogatorio, preguntándoles si les hacía gracia los comentarios.
  • ​La psicóloga de la víctima asegura que "las consecuencias para la vida de la chica son devastadoras".
Continúa el juicio a los miembros de la Manada por el presunto abuso en Pozoblanco.
Continúa el juicio a los miembros de la Manada por el presunto abuso en Pozoblanco.
Rafa Alcaide / EFE
La cara y los gestos del abogado de la Manada hablan por sí solos. Agustín Martínez acababa de enterarse del aumento de condena por la violación de los sanfermines.

El juicio a cuatro de los cinco miembros de la Manada por un presunto delito de abusos contra una chica de Pozoblanco ha continuado este miércoles en medio de una polémica situación, cuando el juez ha tenido que llamar la atención a los acusados, puesto que han empezado a reírse y cuchichear entre ellos.

Dicha situación no le ha hecho ninguna gracia al magistrado, que ha suspendido momentáneamente el interrogatorio, llamándoles la atención por su comportamiento: "Veo que les hace mucha gracia lo que se está planteando en esta sala", ha dicho.

Excepto Ángel Boza, todos los demás miembros de la Manada están implicados en este caso de supuestos abusos sexuales cometidos contra una joven de 21 años. La Policía ha destacado que la víctima "estaba inerte, sin ningún movimiento o gesto", en base a los dos vídeos que abrieron este proceso judicial.

La chica, cuando fue informada por la Policía de que habían encontrado un vídeo donde podría estar ella y le preguntaron qué hizo el 1 de mayo, rompió a llorar. Entonces, explicó que "lo sabía y nadie me creía". La psicóloga de la joven ha asegurado que las consecuencias para su vida han sido "devastadoras", debido, entre otras razones, al estrés postraumático que sufrió al observar los vídeos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento