Pablo Carbonell: Mi personaje en 'Hospital Central' está como un rebaño de cabras"

  • El actor se incorpora al elenco de 'Hospital Central' para interpretar a un excéntrico médico de urgencias.
  • Pablo Carbonell acaba de sumarse a la grabación de la decimosexta temporada de la serie.
  • "Con mi aportación le doto credibilidad al personaje", explica el humorista español.
En 1998 Carbonell se metió en la piel de otro doctor en la película Torrente, el brazo tonto de la ley.
En 1998 Carbonell se metió en la piel de otro doctor en la película Torrente, el brazo tonto de la ley.
ARCHIVO

Como ya adelanto 20minutos.es, Pablo Carbonell retoma su carrera como actor incorporándose a la grabación de la próxima temporada de la serie Hospital Central. De esta forma, el humorista se suma al reparto fijo de la ficción más longeva de la televisión en España.

Es un personaje que sé interpretar perfectamente"

El humorista dará vida a David Gimeno, un nuevo doctor algo excéntrico y despistado que trabajará en el Servicio de Urgencias. Sin embargo, detrás de todo ese caos se encuentra un médico brillante, que logra los mejores diagnósticos ensimismado en sus propios pensamientos.

En este sentido, Carbonell ha señalado que "con mi aportación le doto credibilidad al personaje ya que David Gimeno está como un rebaño de cabras, y ese es un personaje que yo sé interpretar perfectamente".

Separado y con una niña a su cargo

El nuevo médico de Urgencias también es muy descuidado con su aspecto físico. Con la bata manchada de café, una planta bajo el brazo y con un aire de despiste perpetuo, Gimeno se presenta en el Central, lo que provoca asombro y perplejidad en sus compañeros.

A este respecto, el actor afirma que tanto él como su personaje son dos personas de acción: "permanecemos como en stand by. Parece que estamos fuera del mundo pero cuando tenemos que actuar somos tremendamente efectivos".

En cuanto a su vida privada, Gimeno es un hombre separado que tiene adoptada a una niña china de cuatro años. Su mujer le ha dejado y está pasando por momentos difíciles: está en juego su casa, su hija y su dinero. Lo único que el médico conserva de su matrimonio es su perro, un San Bernardo gigante al que adora y con el que comparte un apartamento de alquiler.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento