El Ayuntamiento de Pamplona firma un convenio con el Colegio de Enfermería para instalar una torre de cardioprotección

El Ayuntamiento de Pamplona ha firmado un convenio de colaboración con el Colegio Oficial de Enfermería de Navarra para la instalación de una torre de cardioprotección.
A* Jesús M Garzaron/Ayuntamiento de Pamplona F* 2019_11_06 T* Firma de convenio con el Colegio Oficial de Enfermería de Navarra L* Despacho alcalde
A* Jesús M Garzaron/Ayuntamiento de PamplonaF* 2019_11_06T* Firma de convenio con el Colegio Oficial de Enfermería de NavarraL* Despacho alcalde
©JESÚS M GARZARON

En el encuentro han participado el alcalde de Pamplona, Enrique Maya; la presidenta del Colegio de Enfermería, Aránzazu Osinaga; el concejal delegado de Seguridad Ciudadana, Javier Labairu; el director del área, Patxi Fernández, y el vocal primero de la Junta de Gobierno del Colegio, Ignacio González Herrero.

El objeto de este convenio es la instalación de una torre de cardioprotección en la vía pública, así como la señalización en sus proximidades. El Colegio Oficial de Enfermería de Navarra correrá con los gastos de instalación de la torre, que se ubicará en las inmediaciones de su sede de Pamplona ubicada en la calle Pintor Maeztu, 4. Asimismo, se compromete a su correcto mantenimiento.

El Ayuntamiento de Pamplona, por su parte, se encargará de designar la ubicación exacta y de facilitar el suelo público para la colocación. También se responsabilizará de aprobar el diseño, facilitar la acometida eléctrica y su suministro e instalar la señalización de la ubicación del desfibrilador.

El convenio tendrá vigencia para el año 2020, prorrogándose de forma automática si no es denunciado por una de las partes, ha explicado el Consistorio pamplonés en una nota.

Según ha indicado, el convenio se ha firmado teniendo en cuenta que las enfermedades coronarias son la principal causa de muerte en España y de que, entre ellas, la muerte súbita por cardiopatía isquémica es la forma más frecuente de fallecimiento.

Por ello, ambas instituciones están comprometidas con la instalación de desfibriladores diseñados para ser empleados por personas sin formación sanitaria, tanto en edificios municipales como en otras ubicaciones con el objetivo de acercar un tratamiento eficaz.

La actuación impulsada en Pamplona es similar a otras realizadas en ciudades europeas sensibilizadas con este problema. Servirá como experiencia piloto para ganar seguridad en la ciudad frente a accidentes cardiovasculares.

Con esta iniciativa, el Consistorio continúa el camino emprendido para convertir a Pamplona en una ciudad cardioprotegida. En este sentido, en junio puso en marcha la colocación de 14 aparatos para la prevención de la muerte súbita cardiaca y se comprometió a formar a personal para su uso. Se trata de una iniciativa que forma parte del proyecto 'Deporte Pamplonés Cardioprotegido', con el que se persigue que todas las instalaciones deportivas municipales con control de acceso cuenten con un desfibrilador semiautomático externo, aunque su disposición no sea obligatoria por ley en todas ellas.

En concreto, los desfibriladores se destinan a los polideportivos municipales de Arrosadía, Azpilagaña, Ermitagaña, Ezkaba, José Mª Iribarren, Mendillorri (incluyendo Trinquete), San Jorge y Rochapea (incluyendo su campo de fútbol anexo); en los campos de fútbol municipales de Lezkairu y San Jorge; en el Frontón Labrit; en el centro municipal de piragüismo Molino de Caparroso; y en los complejos deportivos municipales de Aranzadi y San Jorge (Aquavox).

Ya disponía de desfibrilador el centro deportivo municipal de San Agustín (Aquavox), lo mismo que otros espacios municipales en los que se ha ido instalando este equipamiento como la Casa Consistorial o los Civivox de Ensanche, Milagrosa y San Jorge. Asimismo, el sindicato APM de la Policía Municipal de Pamplona hizo entrega a los responsables del área de Seguridad Ciudadana de un desfibrilador automático que es utilizado por los propios agentes del cuerpo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento