El ejército patrulla las calles italianas

Un soldado vigila la catedral de Milán.
Un soldado vigila la catedral de Milán.
Reuters
Cientos de militares italianos comenzaron este lunes a patrullar las calles y vigilar objetivos sensibles y centros de inmigración en las principales ciudades del país para reforzar la seguridad, medida que se prolongará durante seis meses.

Esta mañana comenzaron ya a verse los primeros soldados, de los 3.000 previstos, en nueve ciudades italianas (Roma, Milán, Nápoles, Bari, Catania, Padua, Palermo, Turín y Verona), vestidos de uniforme o de camuflaje, según las labores a realizar.

Tal y como prevé el plan aprobado por el Gobierno conservador de Silvio Berlusconi, su cometido es patrullar las calles y custodiar centros de inmigrantes, mientras que en Roma, Milán y Nápoles vigilan también monumentos, embajadas y estaciones de ferrocarril.

Los soldados que patrullan las calles se integran en grupos mixtos, junto a Policías y Carabineros (policía militarizada), realizan las rondas a pie, vestidos de uniforme, con un arma corta y sólo podrán realizar detenciones en casos de flagrante delito.

No estarán en los lugares más turísticos Sin embargo, no estarán en los lugares más turísticos del centro de Roma por decisión del alcalde Gianni Almemano, que quiere evitar dar una imagen militarizada de la Ciudad Eterna. La iniciativa ha sido criticada por la oposición al considerar que se militariza el país, así como por sindicatos de Policía, que la han calificado de "operación de fachada".

Por el momento, se trata de una experiencia limitada a seis meses, después de los cuales se evaluará la eficacia de la media y podrá renovarse por otro medio año, con un coste de 31,2 millones de euros para lo que resta de año y otros tantos en 2009.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento