Podemos-Equo propone crear una empresa pública de energía con participación ciudadana

El portavoz del grupo municipal de Podemos-Equo en el Ayuntamiento de Zaragoza, Fernando Rivarés, ha propuesto crear una empresa pública de generación y gestión de energía que podría contar con la participación ciudadana.
El portavoz del grupo de Podemos-Equo en el Ayuntamiento de Zaragoza, Fernando Rivarés.
El portavoz del grupo de Podemos-Equo en el Ayuntamiento de Zaragoza, Fernando Rivarés.
EUROPA PRESS - Archivo

Los vecinos que opten a ese proyecto tendrían un porcentaje de aportación básica de distintas subvenciones y otra parte la aportarían los ciudadanos, acorde a la progresividad fiscal, y como accionistas pasarían a formar parte de la empresa pública, "y al ser menor la aportación directa en liquidez del Ayuntamiento sería más rápida la amortización", ha sostenido Rivarés.

En rueda de prensa, ha indicado que el kilovatio hora ronda los mil euros de coste con las energías renovables por lo que ha estimado que una instalación mínima de 8 o 15 kilovatios podría alimentar a entre 30 y 100 viviendas.

"Todo lo que se genera se consume porque la conexión se piensa para poder consumir de noche o para que se distribuya en red a otra comunidad". De esta forma, ha dicho el edil, se atiende una necesidad de la comunidad y además implica la concienciación económica y ambiental.

Esta iniciativa de Podemo-Equo se podría implantar en los 507.000 inmuebles de la ciudad, de los que 704 son municipales y en las 2.415 viviendas que gestiona la sociedad Zaragoza-Vivienda, de las que 1.700 son de propiedad municipal.

"Sería un ambicioso plan para todos los inmuebles de Zaragoza con energía solar y con energía eólica, con molinos de viento en la periferia, del que se encargaría una empresa pública de una ciudad de 706.904 habitantes. Sería revolucionario y Zaragoza sería modélica en Europa", ha esgrimido.

OTRAS CIUDADES

Rivarés ha detallado que la finalidad es crear un "ambicioso" plan de autoconsumo eléctrico en todos los edificios municipales y para las comunidades de vecinos de la ciudad que lo deseen, a través de energía solar y otras renovables, que avance hacia una transición energética justa en Zaragoza.

La propuesta recoge que las instalaciones dentro de este plan se hagan con financiación pública municipal, compatible con las subvenciones que ya ofrece el Gobierno de Aragón y las futuras del Estado, para que sea asequible a todas las comunidades de vecinos al margen de su capacidad económica y estos vecinos aportarían un porcentaje que se tendría que determinar.

Este proyecto, que Podemos-Equo denomina 'Zaragoza Solar', se tendría comenzar a trabajar con los expertos del sector y los técnicos municipales "cuanto antes" para que pueda ser una realidad en el plazo de un año, por lo que deberá contener su partida necesaria en los presupuestos de 2020 para su creación y de 2021 para su ejecución.

Fernando Rivarés ha expuesto el ejemplo de Vitoria, que con mucho menos sol que Zaragoza "está a punto de hacerlo", también en Copenhague que "aún tiene menos sol" y en Alemania, donde el 50 por ciento de las estaciones de energías renovables "son propiedad pública de la ciudadanía, no de la Administración", ha precisado, añadiendo que Zaragoza es "riquísima" en sol y viento por lo que "sería mucho más fácil".

"Si se quiere se puede", ha sintetizado, al señalar que, además, están pendientes de tramitación la "Ley de tejados", que Podemos ha presentado en el Congreso de los Diputados y la proposición de ley de Cambio climático y transición energética en Aragón, que no se llegó a tramitar en la anterior legislatura y que en sus artículos 37, 38 y 45 habla de que la Administraciones públicas "deben adoptar presupuestos, políticas y estructuras que fomenten e impulsen redes de energía compartida o autoconsumo".

Rivarés ha argumentado que la electricidad y calefacción generan el 35 por ciento del efecto invernadero en España por lo que la propuesta de Podemos-Equo "es justo lo contrario del falso discurso ambiental" que el alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, del PP, "ha propuesto en un foro mediático porque no es que el oligopolio político privatice el sol, sino la autogeneración y el autoconsumo compartido en un sistema de distribución de una empresa municipal".

El portavoz ha continuado diciendo que el Ayuntamiento paga por su consumo de energía eléctrica 18 millones de euros anuales, aunque en 2015 eran 21 millones y se han ahorrado 3 millones de euros por año. Asimismo, Rivarés ha criticado que el Gobierno PP-Cs ha heredado el proyecto de placas solares ya instaladas en edificios públicos, pero "están sin conectar".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento