Los oscuros secretos de Carmen Polo, la esposa de Franco: joyas de lujo y un patrimonio valorado en millones de euros

  • El programa 'En el punto de mira' desveló algunos detalles sobre su vida durante la dictadura.
  • En 1958 Polo recibió un aviso de Hacienda: no hay constancia de que hiciera la declaración de la renta.
  • Los "desfiles" de internas en el Patronato de la Mujer o su obsesión por las joyas, algunos puntos de la investigación.
Carmen Polo, la esposa de Franco, bajo la lupa de 'En el punto de mira' (Cuatro).
Carmen Polo, la esposa de Franco, bajo la lupa de 'En el punto de mira' (Cuatro).
MEDIASET

“¿Qué secretos se llevó a la tumba Carmen Polo?”, preguntaban este miércoles en En el Punto de Mira (Cuatro). El programa puso el foco, durante la primera parte de la emisión, en la esposa del dictador Francisco Franco, un día antes de su exhumación de El Valle de los Caídos.

Para ello, la reportera Verónica Dulanto viajó a diversos lugares de España con tal de profundizar en la figura de Polo, una mujer que fue muy activa en la esfera pública y una amante de los regalos y los bienes de lujo. Durante el régimen franquista esta se dedicó a la obra benéfica y presidió instituciones como la Cruz Roja o el Patronato de la Mujer.

“Carmen Polo fue una persona que no demostró compasión o cariño sincero. Era avariciosa, gélida y amaba el poder. Se alejaba mucho de la gente”, explicó al espacio de investigación Juan Carlos Losada, que dedicó a esta un capítulo de su libro Los malos de España.

El lado oscuro: El Patronato de la Mujer o un aviso de Hacienda

Una de las obsesiones de Carmen Polo fue la mujer en la etapa de la posguerra. En este sentido, presidió el Patronato de la Mujer, un reformatorio para mujeres y niñas que “se salían del camino” impuesto por la religión católica. Entre las causas de internamiento estaban quedarse embarazadas siendo menores o tener relaciones sexuales fuera del matrimonio.

“En la misa hacían una especie de casting entre internas. Buscaban a la más limpia o la más mona. Las hacían desfilar delante de unos señores que buscaban esposa... y muchas se casaron. Esto es una trata de blancas en nombre de Dios”, explicó Consuelo García del Cid, que internó en esta institución.

Carmen Polo también acumulaba “una fortuna” en perlas o diamantes. Así, la tiara que llevó en la boda de la primogénita Carmen Martínez Bordiú está valorada en más de 1 millón de euros. Polo lucía además collares de perlas que rondaban los 28.000 euros y pendientes que alcanzaban los 11.000: en un evento cargaba con alrededor de 100.000 euros solo en accesorios.

En el reportaje también se atendió a su gusto por el arte y las antigüedades, y a su misteriosa manera de adquirir algunas colecciones artísticas. Se calculó que su patrimonio podría superar los 600 millones de euros y que aseguró su vivienda familiar dos meses antes del golpe de Estado. Además, no existe constancia de que hiciera la declaración de la renta tras un aviso de Hacienda, en el año 1958.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento