Los limones existen y se comercializan desde siempre. Pero tal vez su piel amarilla o su pequeño tamaño no sean del agrado de todos. La alternativa, aparentemente absurda pero quizá potencialmente rentable, es cultivarlo con un aspecto diferente.

El melón es resultado de la mezcla de dos variedades diferentes tras 12 años de experimentos
Eso es lo que va a comenzar a hacer una cadena de supermercados británica,
Tesco, que pondrá en el mercado un melón con sabor a limón cultivado en Murcia.

El "melón-limón", como se le ha bautizado, tiene el aspecto de un típico Honeydew -de piel amarilla e interior verdoso- pero el sabor ácido y refrescante de un limón, aseguró la compañía. Se ha obtenido mezclando melones de La India y Japón, tras 12 de años de experimentos.

A la vanguardia del melón

Según la compañía, se trata de un cruce entre un "melón blanco" amargo de la India y un "melón silvestre" japonés, y tiene de 700 a 800 miligramos de ácido cítrico por cada 100 gramos de pulpa, casi el doble que un ejemplar convencional.

Puede utilizarse como entrante, en ensaladas o de postre
En cuanto a su uso, Tesco sugiere servirlo como entrante, por ejemplo con gambas, en ensaladas o de postre.

Con este nuevo producto, la cadena de supermercados líder en el Reino Unido pretende "animar" a los consumidores a comprar melón, una fruta que ha dejado de ser exótica. Para lograr este objetivo ya introdujo en el mercado inglés el conocido "melón cuadrado".