El Gobierno defiende que el aviso de la Comisión "no es una regañina" y que "agradecen" su plan presupuestario

La ministra de Hacienda en funciones, María Jesús Montero, a su llegada al Congreso de los Diputados.
La ministra de Hacienda en funciones, María Jesús Montero, en una foto de archivo.
EP

El Gobierno no ve las cautelas que la Comisión Europea ha apuntado al plan presupuestario como una “regañina”, sino que considera que sus alertas sobre ingresos y gastos están en línea con el planteamiento del Ejecutivo de que los Presupuestos no son nuevos sino que están prorrogados. Es más, según ha dicho este martes la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, en la Comisión Europea “agradece” que España se haya comprometido a actualizar el plan presupuestario cuando haya unos nuevos Presupuestos, con el nuevo Gobierno.

“No es una regañina, es una constatación de que este país necesita unos Presupuestos Generales del Estado y un Gobierno a pleno rendimiento y es lo que constata la carta” ha asegurado la ministra sobre la advertencia por parte de Bruselas de que el plan presupuestario para 2020 conlleva un “riesgo importante” y “se queda corto” en ingresos en relación con el gasto previsto.

Lejos de mostrarse preocupada, Montero ha considerado que todo está dentro de la normalidad a su llegada al Congreso donde este martes defiende el real decreto ley sobre las entregas a cuenta a las comunidades autónomas.

La carta, ha dicho, “viene a decir lo que el Gobierno está trasladando”, es decir, que ha previsto unos umbrales de déficit, deuda y reducción del déficit estructural en base a unos Presupuestos prorrogados y ha incluido la subida de pensiones y del salario de los funcionarios, pero sin incluir el aumento de ingresos que vendrán en el proyecto de Presupuestos que habrá cuando el Gobierno vuelva a estar a pleno rendimiento, ha explicado.

Entonces, el Ejecutivo hará unos presupuestos “que permitan acompasar los gastos con los ingresos y una nueva fiscalidad con la que vamos a hacer frente no solo a la diferencia entre ingresos y gastos” sino con “la reducción del déficit estructural”, aspectos que pone en duda Bruselas en su carta.

Montero se ha referido a esta misiva para apuntar que allí consta, en línea con lo que asegura que defiende el Gobierno, que “con Presupuestos prorrogados no se consigue los objetivos de estabilidad y hay que presentar un proyecto de Presupuestos”. “Cuando se vaya a presentar, se mandará un plan [presupuestario, a Bruselas] como hicimos el año anterior”, ha dicho la ministra, que ha asegurado que la Comisión valora esta disposición, aunque en privado.

“La Comisión lo pone en valor, lo agradece, no en la carta, pero sí en las reuniones de los días y meses previos sobre cómo sufragar los gastos”, ha asegurado.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento