La Guardia Civil ha desarticulado durante esta madrugada el comando Vizcaya de ETA con la detención de nueve personas, entre ellas un "liberado" (fichado por la Policía y con dedicación exclusiva) de la organización terrorista, según han informado fuentes de la lucha antiterrorista. El "liberado" de ETA detenido esta madrugada por la Guardia Civil es Arkaitz Goikoetxea, considerado como el responsable del comando Vizcaya de ETA, según han informado fuentes de la lucha antiterrorista.

La operación se ha realizado en varias localidades vizcaínas como Getxo y Elorrio y continúa abierta, por lo que no se descarta que se produzcan nuevos arrestos, según han señalado las citadas fuentes.

Arkaitz Goikoetxea Basabe (Foto: Efe).La Guardia Civil considera que con esta operación se puede dar por desarticulado el comando Vizcaya de ETA. El arresto de Arkaitz Goikoetxea y de al menos siete "legales" (colaboradores de la organización terrorista que no están fichados por las fuerzas de seguridad y realizan una vida aparentemente normal). Además de las detenciones, la Guardia Civil está practicando varios registros bajo la supervisión del juez Baltasar Garzón, desplazado a Euskadi para la ocasión.

La mayoría de los atentados en el último año

Según las fuerzas policiales, el comando Vizcaya era el grupo más activo de ETA desde la ruptura del alto el fuego: se le atribuyen la mayoría de los atentados cometidos durante el último año, entre ellos la bomba contra la casa cuartel de la Guardia Civil en Legutiano (Álava) en el que murió el agente Juan Manuel Piñuel.

Garzón supervisa los registros
Otros atentados atribuidos a este grupo son las bombas contra el cuartel de la Guardia Civil en Durango, los juzgados de Getxo y Sestao, las sedes socialistas de Bilbao La Vieja y Balmaseda, todos ellos en Vizcaya, y contra la comisaría de la Ertzaintza en Zarautz, en Guipúzcoa, y el cuartel de la Guardia Civil en Calahorra (La Rioja).