Un yacimiento arqueológico frena las obras de la Línea T-2 de metro

  • Los trabajos junto al Mercado Central se frenan hasta que los arqueólogos elaboren un informe.
  • Acció pel Patrimoni cree que podrían ser del siglo XV.
  • Infraestructuras dice que no alterarán los plazos de las obras.
  • CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE VALENCIA
Dos operarios trabajan en los restos.
Dos operarios trabajan en los restos.
20 MINUTOS

Las obras de la Línea T-2 de Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) que se desarrollan en la avenida Barón de Cárcer han topado con la Valencia del pasado.

Un yacimiento de restos arqueológicos situado a las puertas del Mercado Central, en el cruce con la calle Calabazas, ha parado esta parte de las obras «hasta que los arqueólogos terminen su trabajo», según confirmaron ayer desde la empresa que realiza los trabajos.

20 minutos se desplazó hasta allí para conocer el alcance del hallazgo, pero el equipo de arqueólogos declinó pronunciarse.

Sin embargo, el presidente de Acció pel Patrimoni, Lluís Martín, comentó tras observar los restos que «por lo que puede verse son como pequeñas bóvedas de sótanos y pilares. Es muy posible que sean de los antiguos palacios góticos que había en el siglo XV en Barón de Cárcer».

Por su parte, desde la Conselleria de Infraestructuras informaron de que «los restos hallados son muy poco significativos y sin importancia y no tendrán repercusión en las obras que avanazan a buen ritmo y según los plazos previstos».

Además, explicaron que se encontraron «cuando comenzaron a hacerse las catas hace un par de meses. Parece que se trata de una acequia del siglo XIX que se destruyó en su día y se volvió a reconstruir y de unos restos de cerámicas sin mucho valor».

Si es así, en un mes y medio se hará el desvío de servicios y después se empezará con la ampliación del actual aparcamiento y con la estación de la Línea T-2.

Desde la Conselleria de Cultura no lo tenían tan claro y se mostraron más prudentes: «Estamos a la espera del informe arqueológico para determinar el valor del yacimiento y las futuras acciones a emprender».

El aparcamiento de Ruaya sigue parado

Las obras del metro en el Mercado Central podrían sufrir un retraso importante si finalmente este yacimiento tuviera algún valor. Por ejemplo, el aparcamiento previsto en la calle Ruaya donde se hallaron restos de los siglos III y IV antes de Cristo, lleva parado desde el mes de febrero, a la espera de que el Ayuntamiento informe a Patrimonio de lo que hará con ellos.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE VALENCIA

Mostrar comentarios

Códigos Descuento