'El objetivo del proyecto es convertir al Valencia en un equipo que gane títulos y engrandezca, todavía más, la marca Valencia en los ámbitos deportivo, cultural y económico', dijo el club en un comunicado en su página web donde indicaba que el empresario gestionará y explotará el equipo.

Villalonga, de 55 años, ocupó la presidencia de Telefónica entre 1996 y 2000, no exenta de polémica, encargándose de la expansión del antiguo monopolio estatal, al que consiguió introducir en el selecto club de las principales 10 operadoras de telecomunicaciones del mundo.

Desde que dejó el cargo, forma parte de varios consejos de administración.

'Valencia y, por ende, el Valencia CF, lo llevo en mi corazón y mi principal motivación es colocar al club en la elite mundial, que es el sitio que la ciudad y la afición se merecen', declaró el empresario, cuyos padres son valencianos, en la web del equipo.

El club 'che' acaba de atravesar una temporada llena de decepciones y problemas.

Comenzó el curso con Quique Sánchez Flores en el banquillo, pero el técnico fue despedido en octubre cuando el club ocupaba una posición que le daba acceso a la Liga de Campeones, competición que estaba disputando.

Su sustituto fue Ronald Koeman, pero el Valencia entró en una espiral de malos resultados que llevó a su eliminación de la Champions, y a caer a la parte baja de la tabla de la Liga, lo que llevó al cese del holandés.

El Valencia tuvo que evitar el descenso a Segunda en las últimas jornadas con la llegada de un tercer entrenador, Salvador González 'Voro'.

El triunfo en la Copa del Rey, asegurándose un lugar en la próxima Copa de la UEFA, fue la única nota positiva de una temporada en la que tres de los jugadores clave, Santiago Cañizares, David Albelda y Miguel Ángel Angulo, fueron apartados del equipo por decisión de Koeman.

Albelda llegó incluso a demandar al club para tratar de rescindir el contrato y conseguir una indemnización, proceso legal que retiró con la llegada de Voro.

El club busca iniciar ahora una nueva etapa y lo hará con nuevas caras en la dirección del club y el banquillo, que ocupará el ex técnico del Almería Unai Emery.