Los pacientes sevillanos volverán a encontrarse con camas cerradas en los hospitales este verano. Los recortes llegarán al 30%. Aunque ya han empezado a notarse, las rebajas sanitarias alcanzarán su punto más alto en agosto, cuando una de cada cuatro plazas estará fuera de servicio, según el sindicato Satse.

De las 2.958 camas disponibles en los tres grandes hospitales de Sevilla capital (Virgen del Rocío, Macarena y Valme), 709 estarán cerradas a la vez en agosto, es decir, un 24% del total. Unos números similares a los del año pasado, pero que se verán agravados por el recorte de personal.

De las 2.958 camas disponibles en los tres grandes hospitales, 709 estarán cerradas en agosto

La mayor reducción se dará en el Macarena , que pierde 306 de sus 1.000 camas por obras. En el Virgen del Rocío habrá en uso 1.073 de las 1.414 totales. Mientras, en Valme, el centro más pequeño y «con más problemas de saturación todo el año», no se usarán un 11,5% de las camas. Reducción en Trauma Satse anuncia que “el verano será muy complicado, sobre todo en el área de Traumatología, que cierra 89 de sus 300 camas. No parece lógico en una época en que aumentan caídas, quemaduras, fracturas… Y en un área que es referencia para toda Andalucía”.

También habrá recortes en el número de quirófanos. En agosto se reducen casi a la mitad, a pesar de que, según Satse, las operaciones aumentarán hasta 2.500 para paliar la lista de espera. En Traumatología se cierran durante ese mes 7 de sus 14 quirófanos.

28 millones para las vacaciones
El SAS garantiza una asistencia sanitaria «de calidad» y dice que la reserva de camas «es del 13,8%, inferior al 20% de las camas que permanecen libres en los hospitales» a lo largo del año. Dice también que «los centros sanitarios de Sevilla destinan 28,2 millones de euros a sustituir a los profesionales que se marchan de vacaciones» y que las jornadas contratadas «han subido casi un 3% respecto al verano pasado». Estos meses se esperan 607.981 consultas al especialista.

Sustituciones de personal...

Médicos... No llegan ni al 25%. Este año, el SAS no cubrirá una cuarta parte de las ausencias por vacaciones de los médicos de las urgencias hospitalarias. De este modo, según el Sindicato Médico , al déficit crónico de personal se ve incrementado por el hecho de que sólo se cubran el 25% de las sustituciones. Además, los residentes de primer año (tras la aprobación del Real Decreto formativo del Residente) han dejado de atender a pacientes porque su única misión debe ser formarse, los residentes mayores están en huelga desde el miércoles para protestar por su derivación a Urgencias y por la ausencia este año de una promoción de médicos de familia.

Y Enfermeros ... Llegan a la mitad. El Sindicato de Enfermería Satse denuncia que sólo la mitad del personal de enfermería que coge vacaciones en los meses de verano será sustituido, lo que significa que, sobre todo en el mes de agosto, habrá un número considerablemente menos de enfermeros trabajando en los hospitales de la red pública. Y todo se debe «a una consigna lanzada desde la Consejería de Salud para reducir el gasto en personal», dicen desde el sindicato. Incluso van más allá en sus acusaciones: «También se les ha dicho a los facultativos que tienen que conseguir que el número de días que pasa el paciente hospitalizado sea el mínimo posible».