Los malagueños tendrán que ir con cuidado en una quincena de calles de la ciudad porque en ellas el Área de Tráfico del Ayuntamiento tiene previsto colocar radares para cazar a los conductores que se superen la velocidad permitida. En cualquier caso se sabrá que están ahí porque se señalizarán.

Ya ha comenzado la instalación de los primeros cuatros, que irán en las avenidas de Andalucía y Valle Inclán, en la calle Pacífico y en el paseo marítimo Pablo Ruiz Picasso. Estos puntos han sido elegidos por ser de las vías que más tráfico soportan.

El primer paso ha consistido en instalar los casetones que contienen los cinemómetros que miden la velocidad y fotografían las matrículas de los coches infractores, según Sur.

Segundo paso

Cuando acaben estos trabajos, lo siguiente que hará Tráfico será homologar los equipos. Para ello una empresa externa los revisará y certificará que cumplen los requisitos.

Ésta es sólo la primera fase de un plan en el que hay previstos otros 11 radares. Se reparten entre la entrada a Málaga por la avenida de Velázquez (sentido centro), en la calle Pacífico -entre Molière y Los Guindos y entre el Carril de la Chupa y Tabacalera-; uno en la entrada por la avenida de Andalucía y otro a la altura del puente de las Américas, y en el acceso por Valle Inclán y entre Camino de Suárez y Simón Bolívar; en la entrada por Ciudad Jardín y por la carretera de Almería, en Lope de Vega y el paseo marítimo Pablo Picasso, a la altura de los Baños del Carmen.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE MÁLAGA