Ingrid Betancourt
Ingrid Betancourt, durante una entrevista en París. (EFE) Maya Vidon / EFE
Ingrid Betancourt ha dejado abierta la posibilidad de presentarse nuevamente como candidata a la Presidencia de Colombia, aunque dijo que no quiere obsesionarse con la idea.

En sus primeras declaraciones en las que admite esta opción, manifestó que volverá a Colombia pero "con prudencia", ante el temor de que las FARC intenten vengarse tras su liberación la semana pasada, junto con otros 14 rehenes, en una exitosa operación militar.

Si se puede servir a Colombia y ése es un método, ¿por qué no?

Al ser consultada sobre su posible candidatura presidencial, afirmó: "Si se puede servir a Colombia y ése es un método, ¿por qué no? Pero no quiero hacer de eso como una especie de obsesión".

Betancourt, de 46 años, de los que estuvo más de seis secuestrada en la selva, fue una de las rivales del presidente Álvaro Uribe en las elecciones de 2002, aunque su secuestro se produjo antes de los comicios.

Respecto a su vuelta al país sudamericano, la política colombiana aseguró que sí regresará, pero advirtió que "quiero hacerla con prudencia porque mi familia está angustiada con la posibilidad de que las FARC intenten vengarse de la liberación y el golpe humillante que fue para ellos, y de pronto atentar contra mí para sacarse el clavo, como decimos coloquialmente en mi país".