memoria de un pueblo olvidado
. Foto
Diez años antes, el pueblo y sus aledaños fueron expropiados, por una orden ministerial del Gobierno franquista, para convertirse en el lecho de lo que hoy es el pantano Gabriel y Galán, en la confluencia de los ríos Alagón y Aldobara. Este hermoso recinto medieval amurallado fue declarado en 1980 conjunto histórico-artístico. No sucumbió a sus aguas, y hoy se conserva como un náufrago solitario y fantasmal.
 
Entre aquellas gentes sometidas al éxodo forzoso se encontraba el artista Enrique Jiménez Carrero, entonces un niño. Ahora el artista ha reunido un amplio conjunto de su obra que rescata el sentimiento y la memoria de ese pueblo olvidado por el tiempo, en una exposición (Cuando Granadilla) que se reparte a lo largo de sus calles, plazas y edificios más singulares.
 
‘cuando granadilla’
 
-Fechas: La exposición estará abierta hasta el 15 de agosto.
 
-Horario: De 10.00 a 13.00 y de 17.00 a 19.00. Cerrado los sábados por la mañana y los domingos por la tarde.