Hospitalizan a un niño rumano de 7 años que pesa cien kilos

  • Va a ser sometido a una dieta y un tratamiento adelgazante.
  • Fue abandonado por su madre en el hospital de Botosani.
  • Su madre declaró que lo alimentaba con pan y tocino frito.
Imagen del niño de 7 años. (PROTV)
Imagen del niño de 7 años. (PROTV)
PROTV
Las autoridades rumanas han ordenado el ingreso de Gabriel, un niño de 7 años que pesa
100 kilos y mide 1,30 metros de altura, para ser sometido a una
dieta y un tratamiento adelgazante.

Según informó hoy la cadena ProTV, el menor, residente en la localidad de Tudora del distrito de Botosani (provincia de Moldavia), ha sido ingresado con carácter urgente en un Centro de Recuperación del Estado.

La Dirección para la Protección del Niño asumió la custodia de Gabriel, después de que éste fuera abandonado por su madre en el hospital de Botosani, donde fue ingresado hace un mes por una intoxicación alimentaria.

Gabriel, que padece una afección endocrina, sufre grandes dolores óseos a causa del peso, no puede desplazarse más de diez metros y no va a la escuela debido a su estado de salud.

Su madre, una mujer viuda, declaró que lo alimentaba con pan y tocino frito. Además de Gabriel, la mujer tiene otros cuatro niños, todos ellos acogidos en centros estatales de protección de menores.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento