La MIR apuñalada en Valdecilla abandonará esta semana el hospital

  • Se ha recuperado favorablemente de 8 heridas de arma blanca, dos de ellas en estómago y pulmón.
  • El padre de la víctima asegura que su hija "está muy fuerte" psicológicamente.
  • Diana ya ha comenzado a comer y pasear por la habitación del hospital.
  • CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE SANTANDER

La joven ovetense Diana Rodríguez, de 27 años, que fue apuñalada el 3 de junio en el Hospital Universitario Marqués de Valdecilla será dada de alta el próximo jueves tras recuperarse favorablemente de las heridas. La mujer recibió una puñalada en el estómago y otra en un pulmón además de en brazos y piernas.

Los puntos de las heridas se los quitaremos ya en el Hospital Central de Asturias

Así lo explicó el padre de la joven,
Eduardo Rodríguez, en declaraciones a Europa Press. El doctor Rodríguez descartó además que su hija sea operada de los tendones de sus manos, "
desgarrados" al evitar ser agredida, ya que se está recuperando con "rapidez y normalidad".

"Diana ya
ha empezado a comer y a pasear por la habitación del hospital", comentó su padre, que se encuentra "
muy optimista" al ver que su hija evoluciona favorablemente de las ocho heridas por arma blanca que le causó su compañero de trabajo del hospital.

Está previsto que la joven asturiana vuelva a su casa de Oviedo para recuperarse junto a su familia de las lesiones. "
Los puntos de las heridas se los quitaremos ya en el Hospital Central de Asturias", señaló su padre, que añadió que psicológicamente su hija "está muy fuerte".

El incidente se produjo el 3 de junio, sobre las 23.00 horas, cuando un médico de 28 años que cumple su cuarto año de formación en Anatomía Patológica y cuya identidad responde a las iniciales I.R.L. arremetió con un objeto punzante contra la residente Diana Rodríguez.

Ambos se encontraban en el departamento de Anatomía Patológica --donde
agresor y víctima realizan su residencia-- cuando se produjo la agresión, de la que la víctima pudo escapar tras recibir varias puñaladas y dirigirse, por su propio pie y ensangrentada, hasta la zona de Urgencias de Valdecilla.

La víctima en un instante
llegó a quitarle el cuchillo a su agresor aunque éste empleando la fuerza volvió a hacerse con el arma para seguir agrediéndola. Sólo los gritos de alarma de la joven hicieron entrar en razón a su compañero que alertó a la policía y pidió a una ambulancia.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE SANTANDER

Mostrar comentarios

Códigos Descuento