La Fundación Pere Tarrés inaugura este sábado la casa de colonias Binicanella que busca ser un "emblema"

  • PALMA DE MALLORCA, 18 (EUROPA PRESS)
Director General de la Fundación, el director general, Josep Oriol Pujol, en rueda de prensa
Director General de la Fundación, el director general, Josep Oriol Pujol, en rueda de prensa
EUROPA PRESS

La Fundación Pere Tarré inaugurará este sábado la reforma de la casa de colonias de Binicanella, en Buñola, en un acto al que también asistirá la presidenta del Govern, Francina Armengol, y que, según ha explicado el director de acción comunitaria y desarrollo territorial, Albert Riu, pretende ser un "emblema" y una "geolocalización" para familias residentes y de fuera, escuelas y grupos de 'esplai'.

En un desayuno informativo, Riu ha explicado que hace un par de años, debido al "bajo uso de la casa" se decidió "recuperar la actividad educativa y social" de la instalación y el Obispado de Mallorca firmó un convenio de colaboración con la Fundación para que ésta pasara a administrarla "una vez hechas las reformas".

Durante 2018 se ha llevado a cabo la primera fase de rehabilitación que ha consistido en la adecuación de las habitaciones, la cocina, el comedor y los edificios anexos, así como la mejora de las condiciones de accesibilidad y las medidas de protección de incendios, entre otros. En total, se han destinado 660.000 euros en la reforma, el 80 por ciento de ello proveniente de fondos propios y subvenciones de 'la Caixa' y la Conselleria de Servicios Sociales.

UNAS 2.400 PERSONAS SE BENEFICIAN DE LOS PROYECTOS EN LA ISLA

El director general de la Fundación, Josep Oriol Pujol, ha realzado que -fundada en Cataluña-, actualmente, "no solo prestan servicio en Mallorca, sino que está en la isla", y ha destacado que unas 2.400 personas son beneficiarias de los proyectos educativos y sociales de la Fundación acompañados de 26 trabajadores y 432 monitores.

Según ha recordado Pujol, el trabajo en la isla se inició en 2016 con el objetivo de revitalizar la acción educativa de los 18 grupos de 'esplai' de la isla y, paralelamente a esta actividad, se marcó también como "prioritaria" realizar una "acción socioeducativa con los niños vulnerables", atendida la situación que, según Cáritas, uno de cada cinco niños en Mallorca vive en situación de pobreza.

En este sentido, para atender a las necesidades de éstos, la Fundación abrió en 2018 el centro socioeducativo Can Tàpera en Cala Major y el Verge de Lluc, en Palma, que tiene como finalidad que los jóvenes "puedan desarrollarse en el ámbito humano, emocional, competencial y que puedan disfrutar de una vida llena

Asimismo, Pujol ha sostenido que en Baleares el turismo es la actividad económica principal y que "revierte en pocas personas", pero "donde trabajan personas de una forma muy precaria". "Hay muchas familias que tienen un poder adquisitivo elevado pero muchas otras que viven del turismo con salarios justos y estacionales", ha añadido.

En esta línea, Riu ha considerado que los servicios que ofrece la Fundación pretenden "romper con en el espiral de pobreza hereditaria" y, además, capacitar a los niños a que "pueden exigir otro trabajo que no sea el turismo".

Sin embargo, ha matizado que la Fundación está "muy lejos" de superar las desigualdades, ya que son cuestiones más estructurales que requieren tiempo. "Estamos aquí para ayudar a los actores implicados y a capacitarlos para que cuando salgan al escenario tengan éxito profesional. A veces parece que trabajamos en clandestinidad", ha añadido.

Además, la Fundación también promociona 'escoletes' y colonias sociales en verano, con más de 1.500 niños, adolescentes y jóvenes, grupos de 'esplai', espacios educativos en el mediodía y formaciones y colaboraciones con entidades locales.

"SER ÚTILES" Y "SUMAR", RETOS DE FUTURO

En relación a los retos de futuro en Mallorca, Riu ha explicado que la Fundación pretende "ser útil" y "sumar", por lo que ha abogado por "seguir ofreciendo actividades en las escuelas en horario no lectivo", como, por ejemplo, el 'esplai' de mediodía y las extraescolares.

Asimismo, se han planteado colaborar con proyectos educativos y socioculturales de las administraciones públicas en la gestión de 'escoletes' y equipamientos y programas educativos, entre otros. "La Fundación aporta un plus que otras empresas no pueden tener", ha apostillado Pujol.

Riu también ha explicado que "continuarán preocupándose por los niños en situación de exclusión social" y "promoviendo educación en el ocio", así como la priorización de la formación de los monitores para generar esta red.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento