Cuatro detenidos, incluido un menor, y un policía agredido tras las protestas en Sol contra la sentencia del 'procés'

La Policía Nacional vigila a un grupo de personas que portaban banderas de España durante la protesta contra la sentencia del 'procés' en la Puerta del Sol de Madrid.
La Policía Nacional vigila a un grupo de personas que portaban banderas de España durante la protesta contra la sentencia del 'procés' en la Puerta del Sol de Madrid.
EFE
La Policía Nacional ha detenido a cuatro jóvenes, incluido un menor, tras la protesta de este miércoles posterior a la concentración en la Puerta del Sol en solidaridad con los líderes del 'procés' catalán encarcelados por impulsar el proceso soberanista en Cataluña.

La Policía Nacional ha detenido a cuatro jóvenes, incluido un menor, tras la protesta de este miércoles posterior a la concentración en la Puerta del Sol en solidaridad con los líderes del 'procés' catalán encarcelados por impulsar el proceso soberanista en Cataluña.

A estos jóvenes se les ha arrestado por desórdenes públicos y atentado contra agentes de la autoridad. Uno de los detenidos trató agredir en la cabeza con un tablón con clavos a un agente de la Policía, según han indicado a Europa Press fuentes policiales.

El agente atacado por uno de los manifestantes, que pertenece a la Unidad de Prevención (UPR) de la Policía Nacional, tuvo que ser atendido en el Hospital. También se ha confirmado que dos detenidos tienen 21 y 24 años.

En la concentración de la Puerta del Sol se congregó este miércoles por la tarde alrededor de medio millar de personas, convocados por la asociación a favor de la autodeterminación de Cataluña 'Madrileños por el derecho a decidir'. Los asistentes corearon consignas a favor de la independencia y el derecho a decidir, así como en favor de las libertades y derechos fundamentales y contra la represión. "No es justicia, es venganza", lanzaron.

Al principio de la concentración, se registraron momentos de tensión cuando un grupo de personas de ultraderecha increparon a los congregados y les recriminaron su apoyo a la independencia en Cataluña.

A la finalización un pequeño grupo de jóvenes prosiguió su protesta y se desplazó a la Plaza de Tirso de Molina. Allí, algunos trataron de dirigirse por las calles aledañas al Congreso pero la Policía Nacional se lo impidió. Luego, una columna de más de 50 jóvenes regresó a Tirso con cánticos como 'Estamos con el pueblo catalán' y 'Aquí están los antifascistas'. Varios de los congregados tiraron al suelo tres cubos de basura, que volvieron a colocar algunos de sus compañeros más rezagados.

Este pequeño grupo de jóvenes recorrieron las calles del centro de Madrid mientras agentes de la Policía Nacional trataban de dispersarlos y se produjeron enfrentamientos. Esta situación provocó que se registraran incidentes puntuales que se resolvieron de manera rápida, según fuentes de la Delegación del Gobierno consultadas por Europa Press.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento