Un joven de 30 años fue detenido en Alcalá de Henares tras fugarse al volante de una máquina del servicio de limpieza viaria que había robado en un descuido del conductor y ser perseguido por otra máquina similar que lo interceptó en una confluencia de calles.

Durante todo el trayecto que recorrió este individuo, la máquina no dejó de limpiar

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía detuvieron finalmente al joven, Manuel C.G., que era retenido por los trabajadores de la limpieza y que, en ese momento, dijo que había robado la máquina para limpiar las calles, "porque están sucias", han informado hoy fuentes policiales.

Los hechos se produjeron el día 7 de mayo, cuando Manuel C.G. paseaba por la avenida Lope de Figueroa y aprovechó que dos operarios del servicio de limpieza estaban hablando y uno de ellos se había apeado del vehículo y con el motor en marcha.

El presunto ladrón fue perseguido por los dos operarios de la empresa Sacyr, encargada del servicio de limpieza en la ciudad, que lograron cortarle el paso con otra máquina limpiadora en la confluencia entre las calles Caballería Española y Adarga, donde finalmente fue detenido por los agentes.

Durante todo el trayecto que recorrió este individuo, la máquina no dejó de limpiar, según las fuentes del Cuerpo Nacional de Policía