"Para ayudar no hay que ir al tercer mundo"

  • Ana Bautista es voluntaria de Save the Children en Granada.
  • Tiene 29 años y es diplomada en Relaciones Laborales y monitora de tiempo libre.
  • CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE GRANADA
Ana Bautista
Ana Bautista
ARCHIVO

La ONG Save the Children colabora con Educación para atender en sus domicilios a niños convalecientes de enfermedades de larga duración o accidentes. Ana Bautista es uno de los casi 400 voluntarios que participan en este programa.

¿En qué consiste su trabajo?

Vamos a la casa del menor dos días por semana y le damos clase durante dos horas de las princiales materias. El objetivo es que salgan de su rutina diaria y que no pierdan el curso, aunque sin generarle estrés añadido.

¿Hace falta ser profesor para desempeñar esta tarea?

No es necesario porque el nivel es básico. Lo que hace falta es tener algo de tiempo. Entre los voluntarios hay muchas amas de casa y sobre todo, estudiantes.

¿Quién os da las directrices para las clases?

Estamos en contacto permanente con el centro y con el tutor del niño. Ellos nos dan el temario, nos van guiando. y los tenemos ahí para poder consultarle cualquier duda que nos surja.

¿Recomendaría esta experiencia a otras personas?

Por supuesto. Es muy satisfactoria porque se aprende mucho de la fuerza que tienen estos niños pese a estar enfermos. Además, te das cuenta de que para ayudar no hace falta irse al tercer mundo a construir casas.

¿Cómo se animó usted?

Quería colaborar de manera activa en algún proyecto solidario, vi este programa en la página web de Save the Children (www.savethechildren.es ) y como me gustan mucho los niños, decidí llamar (958 225 725).

¿Cuál es su recompensa?

Ver que el niño sigue aprendiendo y no perderá el curso. Las donaciones económicas son necesarias, pero este tipo de trabajos también.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE GRANADA

Mostrar comentarios

Códigos Descuento