El Gobierno se muestra contrario a acabar con la fabricación de bombas de racimo

  • Según informa el diario 'Público'.
  • Greenpeace dice que "Hay que adoptar medidas como ésta y demostrar el compromiso con el desarme y la paz, más allá de las palabras".
  • Las bombas de racimo consisten en una bomba "contenedor" que al abrirse durante la trayectoria dejan caer cargas explosivas.

La organización ecologista Greenpeace ha pedido al Gobierno español que "deje el marketing" y "adopte medidas" para la prohibición total de las bombas racimo. El director de la organización en España, Juan López de Uralde, indicó que en el actual Gobierno "hay mucha imagen" pero éste debería centrarse en "estas cosas que tienen que ver con la realidad de mucha gente".

Hay que demostrar el compromiso con el desarme y la paz, más allá de las palabras

Sin embargo, tal y como informa Público, el Ejecutivo mantiene sus reservas a la eliminación total de la fabricación, almacenamiento y uso de estas bombas. Su postura coincide con la de otros países que también producen estas bombas como China, EE UU, Alemania o Brasil.

"Hay que dejar el marketing y adoptar medidas como ésta y demostrar el compromiso con el desarme y la paz, más allá de las palabras", subrayó Uralde.

Las bombas de racimo, recuerda Greenpeace en un manifiesto, consisten en una bomba "contenedor" que se lanza desde tierra, mar o aire, y que al abrirse durante la trayectoria dejan caer cargas explosivas.

Actúan de forma indiscriminada 

"Estas bombas actúan de forma indiscriminada, ya que no distinguen entre blancos civiles y militares. De hecho, el 98%o de sus víctimas son civiles (especialmente niños). Además, entre un 5% y un 30% de las submuniciones no explotan en el momento del impacto, y permanecen activas durante años actuando de hecho como minas antipersonas", dice la organización.

El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) tambié instó ayer a los más de cien países que participarán la próxima semana en una conferencia en Dublín a que prohíban las municiones de racimo. La conferencia de Dublín, del 19 al 30 de mayo, es una etapa esencial en un proceso que se inició en Oslo, en 2007, de cara a prohibir este tipo de proyectiles.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento