Ayuso defiende que habló de que podrían arder iglesias como "argumento retórico llevado al extremo"

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso ofrece declaraciones a los medios de comunicación, en la celebración del Día de la Policía, con motivo de la festividad de los Santos Ángeles Custodiosos, en Madrid
La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso ofrece declaraciones a los medios de comunicación, en la celebración del Día de la Policía, con motivo de la festividad de los Santos Ángeles Custodiosos, en Madrid
Eduardo Parra - Europa Press

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha defendido este viernes que habló de que podrían arder iglesias como "argumento retórico llevado al extremo" y que simplemente criticó que hablar "constantemente" de la exhumación de Francisco Franco "no tiene ningún sentido".

Tras sus polémicas declaraciones en la Asamblea, la dirigente ha explicado que allí hizo una intervención de casi tres minutos en la que incidió en que los españoles tienen "que seguir mirando hacia adelante como un país que ya se dio un abrazo en el 78 en la Transición" y no abrir "ahora polémicas que no ayudan y que además intentan dividir".

Según Ayuso, lo que quiso decir es que "después del asunto del Valle de los Caídos cuál puede ser" el siguiente. "Eso fue todo lo que reivindiqué, y además lo hago siempre. Creo que España y en concreto Madrid tiene una serie de problemas, de incertidumbres, que es donde nos tenemos que centrar. No en esta actuación del Gobierno de España que yo creo que casi siempre lo que intenta es otra cosa: dividir entre comunidades y ahondar en polémicas que no existen", ha recalcado, en declaraciones a los periodistas a la entrada de la celebración del Día de la Policía en Ifema.

La presidenta madrileña ha hecho hincapié en que con su frase sobre las iglesias quería recordar las palabras que pronunció la portavoz de Más Madrid en el Ayuntamiento, Rita Maestre, cuando 'asaltó' la capilla de la Universidad Complutense de Madrid (UCM), y que también utilizan "muchas veces políticos y amigos del entorno de Podemos".

Ella intentaba poner el foco en "por qué sucede esto ahora" y, a su parecer, si cualquiera escucha su intervención lo ve. Para la dirigente autonómica, "lo importante es no poner en tela de juicio la Transición una y otra vez" porque ya abuelos, madres y la sociedad de entonces hizo el esfuerzo de seguir mirando hacia adelante.

Casado "no está enfadado"

Ayuso ha sostenido que sus palabras no han caído "ni mal ni bien" en el PP y ha contado que ha hablado personalmente con el presidente del partido, Pablo Casado, "la voz más autorizada". Si hay algo que le ha dicho es que él cree que "lo importante, en lo que hay que estar centrados, es en los problemas que tiene el país, en mirar hacia adelante y en la economía". Con esto, la presidenta autonómica, no puede estar "más de acuerdo".

"No está ni mucho menos ni enfadado, ni disgustado, ni siquiera me ha llevado la contraria. Hoy mismo ha hecho unas declaraciones en Ceuta y entiende perfectamente lo que yo digo. Él también está de acuerdo en que la izquierda para intentar buscar el bloqueo constante al que nos tienen sometidos busca debates estériles", ha desvelado. Para Ayuso, "lo de Franco ni siquiera divide, los españoles están a otra cosa, a otros tiempos".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento