La emisión de TVE por los dos únicos operadores por cable que existen en Manila (la capital filipina) ha sido suspendida por órdenes de la oficina de censura de Filipinas, que considera inmorales algunos de sus contenidos. 

El Buró de Revisión y Clasificación de Cine y Televisión (MTRCB, siglas en inglés) considera que "algunos de los programas de TVE no son adecuados para ser mostrados en el país".

Zosimo Alegre, uno de los directores del MTRCB ha pedido a las propias operadoras que regulen sus contenidos. El MTRCB sólo cuenta con 11 agentes para vigilar todos los canales televisivos, algo claramente insuficiente para controlar a las decenas de televisiones por cable que pueden verse en Filipinas.

Por eso "pedimos a las operadoras que pongan más gente a vigilar, para que puedan anticiparse, interrumpir determinados programas o contenidos y evitar así ser sancionados". 

Para el MTRCB, el programa de educación sexual "Dos Rombos", presentado por Lorena Berdún y "las películas" en general son los más espacios televisivos más peligrosos.

Programas del corazón

Sky-Home Cable, una de las operadoras, interrumpió la emisión de TVE durante un mes entre febrero y marzo, y desde entonces colocaba cortinillas de colores en los desfiles de moda de un conocido programa del corazón".

La Cámara de Comercio española ha solicitado la intervención del embajador de España, Ignacio Sagaz, y ha apelado al MTRCB "para que aclare qué espacios son los que molestan y así evitar que se suspenda toda la programación durante las 24 horas".