Alfonso XIII en Valladolid
Alfonso XIII y su esposa a su llegada a Valladolid.

Valladolid ha recibido, ficticiamente, a Alfonso XIII y su esposa, Victoria Eugenia de Battenberg, en un ambiente festivo y participativo, para conmemorar el centenario de su Casa Consistorial.

Miembros de Artes Escénicas de Castilla y León (Artesa) y de la Unión de Actores han puesto en escena la visita real en un ambiente urbano diseñado para rememorar la España de 1908.

Sus Majestades han llegado en carroza a la Plaza Mayor, donde, a las puestas del Ayuntamiento, han sido recibidos por el alcalde de Valladolid, Javier León, quien luego les ha acompañado en su saludo a los ciudadanos desde el balcón del Ayuntamiento.

Después, Javier León les ha mostrado las principales dependencias municipales, entre ellas el salón de plenos, donde el Rey hizo la sugerencia de que se colocase un retrato suyo.

Preocupado por su seguridad ("no vaya a haber por aquí algún anarquista", ha comentado el Rey al alcalde) Alfonso XIII no ha tenido reparos en alabar la belleza de las señoras vestidas de época que le han saludado en la Casa Consistorial.

Tras finalizar su visita al Ayuntamiento, el cortejo real, integrado por varias carrozas, se ha dirigido al Campo Grande, donde se desarrollan varias actividades lúdicas.

Guardias municipales como los de 1908, retratistas, organilleros, trabajadores de principios del siglo XX, cupletistas, bañistas que reivindicaban una casa de baños, nodrizas, clérigos y hombres de negocios han conseguido que, por unas horas, Valladolid haya retrocedido cien años en el tiempo.

El programa de "Un día en el Valladolid de 1908" forma parte también de las fiestas patronales de San Pedro Regalado, que se prolongarán hasta el martes.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE VALLADOLID.