El grupo de viajes Thomas Cook, con 178 años de historia, ha enrado en suspensión de pagos tras haber fracasado las negociaciones de emergencia con su principal accionista y acreedores a fin de encontrar un rescate, confirmó este lunes la Autoridad de Aviación Civil (CAA) .

La compañía, que emplea a 22.000 personas -9.000 en el Reino Unido- "ha cesado sus operaciones con efecto inmediato", según indicó el regulador en un comunicado, y tiene actualmente a 600.000 turistas de vacaciones en el extranjero, a falta de ser repatriados. De ellos 150.000 son británicos y otros 140.000 son alemanes.

La empresa no ha podido asegurar los 200 millones de libras (unos 227 millones de euros) que necesitaba como fondos extra para poder garantizar su supervivencia tras una jornada completa de reuniones cruciales mantenidas en Londres. "Todas las reservas del Grupo Thomas Cook, que incluyen los vuelos y las vacaciones, han sido canceladas", apuntó la CAA en la nota.

Thomas Cook, que opera en 16 países, cuenta con 105 aviones y posee 200 hoteles y complejos hoteleros con su marca, según su web, había previsto sellar esta semana un paquete de rescate con el conglomerado chino Fosun, estimado en 900 millones de libras (1.023 millones de euros). No obstante, fue retrasado por la exigencia de los bancos -como el RBS y el Lloyds- de contar con nuevas reservas de cara al invierno, que la firma no ha sido capaz de lograr.

Repatriación de los turistas británicos

El Gobierno británico ha dispuesto que se inicie un programa de repatriación, que comenzará este lunes y durará hasta el próximo 6 de octubre a fin de devolver a los turistas de este país al Reino Unido. Una web ofrece toda la información a los afectados, tanto a los que se han quedado varados en su destino turístico, como los que tienen un viaje reservado.

El ministro de Transporte británico, Grant Shapps, anunció que el Ejecutivo y la CAA dispondrán "docenas" de vuelos chárter para trasladar de manera gratuita a casa a los clientes afectados. Shapps consideró que el colapso del operador es una "noticia muy triste para los empleados y los turistas", dijo que el Ejecutivo también cubrirá los costes de alojamiento de los clientes que disfrutaban de paquetes vacacionales.

"Pero la tarea es enorme, se trata de la mayor operación de repatriación en la historia británica (desde la II Guerra Mundial)", apuntó Shapps, que alertó asimismo de que habrá "problemas y retrasos".

Para ello la Autoridad de Aviación Civil del Reino Unido (CAA, en inglés) ha diseñado la mayor repatriación de británicos -más de 150.000- desde la II Guerra Mundial tras el colapso de la empresa de turismo Thomas Cook.

La CAA indicó que ha empezado a contactar con los hoteles donde están los clientes de Thomas Cook para informarles de que el coste de su alojamiento será asumido por el Gobierno. "Para aquellos que no han empezado sus vacaciones, vamos a publicar detalles de cómo reclamar el reembolso en la página web no más tarde del próximo lunes", precisó Johnson.

El primer ministro británico, Boris Johnson, dijo a los medios en el avión que lo llevó a EE UU que el Gobierno hará todo lo que pueda para repatriar a sus ciudadanos. "Nuestros pensamientos están con los clientes de Thomas Cook, los turistas que ahora afrontan dificultades para volver a casa. Haremos todo lo que podamos para traerlos a casa", añadió.

Derecho del consumidor

Almudena Velázquez, abogada de reclamador.es, asegura que ante la quiebra de Thomas Cook "en primer lugar, hay que distinguir los supuestos en que sólo se haya contratado el vuelo o por el contrario se haya adquirido un viaje combinado o vinculado. Cuando sólo se hayan contratado los vuelos, el asajero podrá tener alguna opción de recuperar aunque sea solo una parte de lo que la compañía debe pagarle, si se alcanza un convenio con todos los acreedores. Sin embargo será casi imposible recuperar cantidad alguna si la empresa se liquida. Como parece el caso de Thomas Cook Airlines".

Los pasajeros que se vean afectados por el cese de actividad de esta aerolínea, explica la abogada de reclamador.es "tendrán que costearse el viaje con otra compañía aérea, salvo que hubiese contratado un seguro de viaje. Para las indemnizaciones debidas por vuelos anteriores, si el concurso es fortuito el pasajero no podrá acceder a otras vías de reclamación más allá de poder acudir al seguro de viaje que tenga contratado".

En los casos de viajes combinados o vinculados, señala Almudena Velázquez que "los afectados tendrán derecho a la repatriación. Para ello, la Directiva 2015/2302 de 25 de noviembre relativa a los viajes combinados y a los servicios de viaje vinculados, en vigor desde julio de 2018, impuso la obligación a las empresas de constituir una garantía que cubriera las situaciones de insolvencia, garantizando así la repatriación tanto en los viajes combinados como vinculados".