La alcaldesa de Gijón, Ana González, ha señalado, respecto al juicio que se inicia sobre supuestas irregularidades en la ampliación de El Musel, ha apuntado que, como vicepresidenta de la Autoridad Portuaria de Gijón, espera que se resuelva "correctamente" y que le vaya "muy bien" al puerto.

Ha deseado, en esta línea, que vengan muchos barcos y que sea un motor económico para Gijón. Sobre las penas solicitadas contra los ex directivos portuarios, ha incidido en que sería "muy temerario" emitir un juicio de valor sin conocer los detalles.

En cuanto a la subida de la tasa de basuras, ha dicho entender que sea "normal" que la gente se queje, pero ha insistido en que es necesario. Ha apuntado, asimismo, que el objetivo es que haya en la ciudad una fiscalidad medio-baja y poder mantener los propios servicios.

Eso sí, ha llamado la atención sobre que son subidas con claro carácter de concienciación

medioambiental

y también social. Sobre esto último, ha recalcado que si bien suben en algunos casos, en otros bajan, como es el bono del autobús o el aumento de la gratuidad del mismo hasta los 16 años, así como la gratuidad para todos de acceso a los museos y la rebaja sustancial en las actividades deportivas y culturales para personas con menos recursos.

Respecto a la no inclusión de sociedad civil y grupos de la oposición del futuro Consejo del Litoral, una vez se liquide el Observatorio de la Playa de San Lorenzo, ha incidido en que ambos forman parte del Consejo de Medio Ambiente, donde recibirán información,

además los grupos políticos pueden obtener información en la Comisión municipal de este área.

Ha incidido, asimismo, en que el Observatorio se creo por el problema de la falta de arena, a lo que ha recalcado que si tan importante consideraban las cosas que se hablaban en él, cómo es que no se recogían en actas. Por todo ello, ha animado a no confundir el Consejo del Litoral con la participación ciudadana, que es "plural" en Gijón.

Consulta aquí más noticias de Asturias.